11 de julio de 2014 / 09:15 p.m.

Monterrey.-El sueño de Elsa de Gamboa y Ricardo Cantú se convirtió en pesadilla; no saben si es una broma cruel del destino, o un reto más para fortalecer su amor: su boda fue cancelada porque su ?'wedding planner'?, a quien le pagaron 168 mil 400 pesos fue cancelado por la Profeco.Hace un año, la pareja sampetrina contrató los servicios de la agencia Maia Eventos para realizar su boda el 30 de agosto de 2014 con una recepción en Jardín Botánico Los Sabinos para 200 personas; hace unos meses liquidaron pagos y solo faltaba que llegara el día."Nos contaban todo de ensueño", dijo Elsa con desilusión en entrevista con Telediario Digital, y agregó que hace unas semanas presagió que algo no andaba bien con Maia Eventos.

"En los últimos meses comencé a desconfiar, me pedían más dinero del acordado y yo con tal de que saliera todo perfecto se los daba" comentó.El outfit de la novia ya estaba listo, el novio y sus amigos ya tenían preparada la sorpresa con la que divertirían a los invitados y los padres de los novios experimentando emociones encontradas por entregar a sus hijos.Pero 50 días antes de la boda, todo se vino abajo. La pareja se vio obligada a cancelar la fiesta al enterarse que la agencia fue clausurada por la Profeco. La noticia la recibieron a través de familiares y amistades por publicaciones difundidas en redes sociales."Estoy en Shock. Mi prima me llamó y me dijo 'vete y trata de localizarlos (a los organizadores), porque al parecer tienen demandas, están desaparecidos, se fugaron con todo (el dinero), cerraron oficinas, vete a Profeco o a ver a dónde", platicó Elsa, y dijo que después de esto fue con su novio al Centro de Orientación y Denuncia (Code) de San Pedro para denunciar el caso.El día fue largo. Elsa y Ricardo cancelaron la ceremonia religiosa y después llamaron a sus invitados para dar la triste noticia. No quitan el dedo del renglón: anhelan casarse y tener una vida juntos, pero por ahora inician un proceso legal para recuperar el dinero.La pareja contactó a otras que también son víctimas de esta situación y contabilizaron al menos 80 casos. Ya hicieron un grupo en Facebook y este fin de semana se reunirán.La novia está destrozada pues el jardín, la Iglesia, los invitados, su vestido, todo, simplemente quedó atrás.El costo total de eventoPor cada invitado a la boda la agencia dio un costo de $585 por seis horas de servicio en el lugar que la pareja eligió. Por 200 personas invitadas al evento, los interesados pagaron una cantidad de $168 mil 400 pesos. Dinero que la Profeco, les dijo que dieran por perdido.

 

FOTO: Cortesía

MAGALY MONSIVÁIS