CÉSAR CUBERO
17 de mayo de 2016 / 08:18 a.m.

Monterrey.- Respecto al trabajo para abordar la problemática de aceptación a la comunidad LGBTTTI, el Gobierno del Estado se encuentra en vías de creación de una Dirección de Derechos Humanos, en la cual se vería todo lo concerniente a la diversidad sexual, informó Gabriel Deschamps Ruiz, subsecretario de Gobierno.

El área formaría parte de las direcciones de la Secretaría General de Gobierno de la administración estatal.

"En la reforma que se hizo a la Ley Orgánica del Estado y la modificación que se hizo al Reglamento de la Secretaría General de Gobierno, se está creando una Dirección de Derechos Humanos y Grupos Vulnerables.

"Ahí se contempla, en la descripción de quiénes son los sujetos de las funciones que se van a llevar a cabo ahí, se habla de la diversidad sexual", comentó el subsecretario.

La intención de las autoridades estatales es crear enlaces con los organismos de derechos humanos y abocarse a la promoción del respeto y la tolerancia.

"Necesitamos empezar a tener primero el centro de costos, el presupuesto, contratar a las personas, pero la idea es a todo lo que tenga que ver con derechos humanos promoverlo y trabajar más de cerca con la Comisión Estatal y la Nacional de Derechos Humanos.

"Es un área que va a buscar mayor comunicación, mayores consensos, promover hacia la gente la tolerancia para evitar la homofobia, que además es parte de la promoción de los derechos humanos", detalló.

El trabajo para esta administración en la promoción es de doble vía, ya que no sólo es crear los programas sociales, sino especialmente para los mismos integrantes de todas las áreas del Gobierno Estatal.

"En el caso nuestro es mucho promover hacia el interior una filosofía de promoción de respeto, es una de las labores más importantes que vamos a llevar a cabo, decirle a la gente que tienen que tratar con respeto a todo mundo.

"Aunque sea por situaciones de excepción, en esta administración ya ha habido dos matrimonios de personas del mismo sexo, en cumplimiento a un amparo, pero bueno... Finalmente ya ahorita la Corte está muy definida (sobre) que no hay distinción, y que la palabra es matrimonio, que no debe llamársele de otra manera, y también que en las oficinas públicas sean tratados con respeto, como debe ser", puntualizó.

El funcionario aseguró que se está progresando en el tema y que existe la intención de realizar cursos de capacitación internos y externos. El siguiente paso es la lucha por los recursos.

"Ya está en la ley, ahora yo tengo que ir a pelear mi centro de costos, pelear presupuesto y buscar a la persona idónea para encargarse. Tiene que quedar este año".