alexandra amao
9 de agosto de 2016 / 08:38 p.m.

MONTERREY.- El bono preferente de la tarjeta feria que entró en funciones la semana pasada benefició sólo a una de cada 10 personas registradas en el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores (INAPAM) en la entidad, aseguró la delegada, Sonia González Quintana.

La titular del INAPAM explicó que los criterios para seleccionar a las personas de la tercera edad que recibirían el apoyo fueron seleccionados mediante dos padrones.

“Las que ya han tramitado su tarjeta feria y la han estado usado continuamente, posteriormente son una parte los que están registrados, y por otra parte la base de datos que proveyó la Sedesol estatal de personas de 70 años y más”, dijo González Quintana.

Comentó que de estos beneficiarios, para el INAPAM un adulto mayor es considerado a partir de los 60 años, mientras que la Secretaría de Desarrollo Social tiene otro criterio.

“La base de datos y las condiciones o los requisitos para ellos para dar el bono preferente de la Secretaría de Desarrollo Social, es de ser mayores de 70 años”, comentó.

De los 478 mil registrados en el INAPAM, la delegada comentó que uno de los requisitos para ser considerado con el bono preferente es contar con la tarjeta del Instituto a la que diariamente se afilian cerca de 5 mil adultos mayores.

Quienes tengan dudas acerca de si son beneficiarios o no, González Quintana recomendó lo siguiente:

“Yo creo que lo más viable es que llamen al 070 y que den su CURP para que los chequen en el listado a ver si son personas beneficiarias, o bien en la Sedesol, ellos tienen el listado”, finalizó.

De acuerdo a la delegada, aunque hasta el momento no se tiene contemplado incluir a más adultos mayores en este programa, espera que el próximo año y con mayor presupuesto la cifra de beneficiados pueda duplicarse.