31 de enero de 2014 / 12:34 a.m.

 

Monterrey.- Cada hora, 14 mexicanos mueren de cáncer; es decir, 333 al día, 120 mil cada año.

Y sin embargo, el cáncer ya no es mortal, se puede curar y no es necesario extirpar o destruir la mitad del cuerpo para salvar la vida.

Con las nuevas técnicas de tratamiento, como la crioablación y las microondas, basta detectarlo a tiempo y destruirlo sin daño para el paciente.

"Cuando una persona recibe un diagnóstico de cáncer piensa en la cercanía de una muerte dolorosa; sin embargo, los nuevos tratamientos existentes como la crioablación y las microondas, permiten la sobrevida de estos pacientes", aseveró el doctor Gerardo Villarreal Cavazos, médico Radio-oncólogo del Centro Universitario contra el Cáncer.

El médico ejemplifica con el cáncer de mamá, uno de los más comunes en la mujer. Hasta ahora, enfermarse implicaba la extirpación total de uno o ambos senos y la pérdida de esa parte de la feminidad causaba más daño en la mujer que la enfermedad misma.

"Si la mujer tiene un tumor de un centímetro de longitud se le da tratamiento, se extirpa, y si los ganglios no tienen daño, conserva todo su seno, sin problemas", dijo.

Para que un tratamiento sea exitoso se deben considerar ciertos factores, explica por su parte Guillermo Elizondo, jefe del Departamento de radiología e imagen del Hospital Universitario "Dr. José E. González". La crioablación no es invasiva, pues congela el tumor a menos 20 grados centígrados y lo destruye.

"El tumor, así como cualquier parte de nuestro cuerpo, está constituido por agua; y el agua se congela. En el ámbito vascular, se produce una reducción y al no haber irrigación, el tejido muere debido al congelamiento", recalcó.

El tratamiento con microondas introduce una sonda y aplica microondas que producen calor por arriba de 60 grados centígrados, lo que origina coagulación y necrosis tumoral, destruyendo el tumor.

El próximo cuatro de febrero es el Día Mundial del Cáncer y todavía es una enfermedad que afecta a miles de personas, pues se diagnostican 70 mil nuevos casos anuales tan sólo en México, pero ahora, es posible vencerlo y salir ileso.

Francisco Zúñiga Esquivel