MULTIMEDIOS DIGITAL
14 de marzo de 2017 / 01:39 p.m.

MONTERREY.- El video en vivo inicia en negros; es imposible ver de qué se trata, pero las voces de tres hombres advierten una escena similar a la de una película de terror. Uno de ellos gime, y los otros dos gritan con angustia pidiendo a una supuesta fuerza paranormal abandonar el cuerpo de quien plañe: un policía de Guadalupe.

“¡Fuera!”, “¡él te besó en la cruz!”, “¡te lo ordeno yo en el nombre del señor Jesucristo!”, se escucha durante la tercera de cinco transmisiones en vivo que la madrugada de este martes lanzó la página de Facebook ‘Ricky Velázquez Directos al terror’.

Luego la imagen se aclara y se observa a un hombre tirado en el piso y otro que le da auxilio. Ambos llevan el uniforme de policía municipal, y de acuerdo a lo dicho y visto en la transmisión, se advierte que se trata de policías del Municipio de Guadalupe, sin que a detalle se pueda precisar la identidad del oficial o número de patrulla que abordaban.

Dicho video que con corte a esta edición ha sido reproducido más de seis mil veces, muestra la supuesta posesión de un policía de Guadalupe durante la madrugada de este martes luego de que un grupo de aficionados a la actividad paranormal utilizó una ouija en una casa abandonada de la localidad. Todo esto de acuerdo a lo dicho por los propios administradores/usuarios de la fan page de Ricky Velázquez.

LA OUIJA

Minutos antes de las 02:00 horas de este martes, la fan page en cuestión inició dos transmisiones paralelas en vivo. Desde diferente ángulos mostraban el interior de una casa abandonada de la que aseguraron se trata de ‘la casa del diablo’, misma de la que no proporcionaron ubicación.

“Es considerada una de las más endemoniadas en Guadalupe, aquí se practican rituales satánicos, muchas muertes violentas e incluso están documentadas por la policía de Guadalupe, Nuevo León”, narra durante la transmisión quien se identifica como Ricky Velázquez.

En la escena hay tres mujeres que utilizan una ouija y hacen preguntas buscando la respuesta de supuestos espíritus.

“El dueño de la casa se volvió loco y mató a sus hijos, (la casa) quedó como un lugar marcado”, dice Ricky Velázquez.

EL POLICÍA

Al cabo de 30 minutos, y sin éxito en la búsqueda de información acerca de los supuestos espíritus que viven en la casa abandonada, los cazadores de lo paranormal deciden terminar. Al mismo tiempo, Ricky narra que la policía municipal arribó.

“Ya llegó la policía y ahorita vamos a checar el dato a ver si no hay ningún problema, no creo que sea algo malo”, explica Ricky. Luego se escucha la voz de quien se asume es el policía, quien cuestiona acerca del por qué están dentro de la casa abandonada.

“Estamos grabando un programa paranormal en vivo”, dice Ricky, y segundos después se corta la transmisión en vivo.

Pero unos minutos después la transmisión regresa, y es ahí en donde se muestra al supuesto policía de Guadalupe en el piso, con una crisis y conmocionado.

A este video le siguen otras dos transmisiones en vivo. Una que muestra al policía ya estabilizado. Ahí se aprecia la llegada de más elementos municipales, mientras que el equipo de aficionados a lo paranormal dan una serie de recomendaciones al compañero del oficial que cayó en crisis: la lectura de salmos, encomendarse a San Benito y tomar agua. El uniformado les dice que llevará a su compañero a la Cruz Verde y que en caso de que las cosas se compliquen los llamará para tenerlos al tanto.

LA “EXPLICACIÓN”

La quinta y última transmisión realizada desde la fan page, muestra al equipo de cazadores de lo paranormal regresando a la casa abandonada.

“Hay que cerrar el círculo”, explican a sus seguidores, y echan a andar un último ritual. Finalmente, desde su Facebook personal, Ricky Velázquez hace su propia transmisión en vivo, ofreciendo una explicación en la que advierte que lo que no se vio en el video del “policía poseído”, fue cuando el uniformado cortó cartucho contra ellos.

"Estuvimos a punto de ser agredidos, balaceados, antes de ser poseso , sacó la pistola y cortó cartucho y explicó que no sabía por qué estaba haciendo eso, empezó a temblar, a temblar a temblar, le dolía la espalda, la cabeza y la nuca, y en ese momento temimos por nuestras vidas. Cortó cartucho y fue desarmado por sus propios compañeros", explicó Ricky Velázquez.

Para Velázquez, lo que ocurrió al policía de Guadalupe se debe a la ruptura del círculo que ellos abrieron.

“Fue una posesión demasiado aterradora, lo que pasa es que estaba... habíamos hecho el círculo de protección para nosotros y los policías llegaron en mal plan. Pasó algo mal, no mal, bueno, el equipo de Ricky Velázquez todo salió a la perfección de nosotros, el detalle es que el policía fue atacado. Nosotros estamos bien, perfectamente bien”, explicó.

Ricky Velázquez dijo que a la escena llegaron cuatro patrullas de la policía municipal. Hasta el momento la autoridad municipal no ha dado a conocer detalles acerca de esta eventualidad ocurrida la madrugada de este martes.