ALBERTO TRUJILLO
30 de octubre de 2016 / 10:34 a.m.

MONTERREY.- Luego de que apenas hace unas semanas las pedreras estuvieran en el ojo del huracán, hoy la mayoría continúan operando con normalidad.

Cabe recordar que el pasado 13 de octubre cuando el gobernador Jaime Rodríguez Calderón rindió su primer informe de gobierno, instruyó a suspender este tipo de empresas por los altos índices de contaminación que provocan.

Pero todo quedó en un show mediático porque luego de que fueran suspendidas 26 pedreras en los días siguientes al anuncio del mandatario estatal, 15 reanudaron operaciones casi de inmediato según informó el propio Roberto Russildi, secretario de Desarrollo Sustentable el 21 de octubre.

Así mismo el titular de la dependencia señaló que no se trataba de una suspensión definitiva sino simplemente de detener las actividades de dichas compañías en lo que presentaban un programa en el cual este tipo de negocios se comprometían a cuidar su proceso
meticulosamente con las medidas tecnológicas que tuvieran a la mano.

Además se les dio un plazo de seis meses para regularse y cumplir con lo que establece la norma ambiental, eso sí, sin dejar de operar.

En tanto el alcalde de Santa Catarina, Héctor Castillo Olivares señaló que solicitó una reunión con la Secretaría de Desarrollo Sustentable para ver el tema de las pedreras, pero hasta el momento no se ha realizado.

Por otra parte, diputados locales del Partido Verde Ecologista acusaron que fue una farsa dicha suspensión, puesto que luego de que realizaran un recorrido por algunas pedreras descubrieron que al menos 10 continuaban trabajando con normalidad, por lo que exigieron al gobernador no sólo el cierre, sino también la reubicación de las mismas.

A su vez especialistas han señalado que de toda la contaminación que existe en el área metropolitana de Monterrey, tan solo el 3 por ciento es generado por las pedreras, por lo que descartaron que con suspender las actividades de las mismas sea una solución al problema, esto a pesar de que la Secretaría de Desarrollo Sustentable informó que se había registrado un descenso en los porcentajes de polución los días que estuvieron fuera de operaciones, aunque no dio ninguna cifra.

Al día de hoy no hay una respuesta clara por parte de las autoridades estatales en cuanto a este tema, mientras tanto los vecinos de las colonias aledañas a las pedreras tendrán que seguir padeciendo no sólo del ruido que provocan sino también de la contaminación, ya sea mucha o poca.

A 17 días del anuncio hecho por el gobernador Jaime Rodríguez Calderón, y la polémica a la que se subieron legisladores y ambientalistas, hoy el tema de la contaminación parece que quedó en el olvido, pareciera que este mensaje enérgico del mandatario estatal fue una estrategia mediática para hacer ruido unos días para luego dejarlo al olvido.