NOTIMEX
1 de mayo de 2017 / 11:29 a.m.

OAXACA.- Los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) alertó a la población, principalmente a las mujeres, sobre la adquisición y uso de un parche anticonceptivo pirata.

Indicó que se debe evitar el producto Parches transdérmicos Evra 1x3 (norelgestromina/etinilestradiol), luego de que la empresa Janssen Cilag, S.A. de C.V. notificó su falsificación ante la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

El producto de planificación familiar está indicado para mujeres en edad fértil (entre 18 y 45 años), del lote FKZTJ00, con fecha de caducidad “31OCT2017”, con la denuncia a la Cofepris, incluyendo evidencias entre el producto original que en la caja presenta colores degradados y posición de la línea de degradación correcta; en tanto el apócrifo tiene colores pixeleados y línea de degradación incorrecta.

Asimismo, la zona posterior del parche original es color piel, bordes redondeados y sin leyenda, en tanto el adulterado es color aluminio, tiene forma cuadrangular, indica la leyenda “NCQ21” y ostenta fecha de caducidad “31OCT2018”.

Ante este panorama, la dependencia recomendó no adquirir ni usar el producto ya que puede generar un riesgo a la salud debido a que se desconoce la seguridad y eficacia, y en caso de haberlo obtenido, favor de notificar al teléfono 018000335050.

En ese sentido, el Director de Regulación y Fomento Sanitario de la entidad, Mario Martínez Rojas, expresó que se mantendrá especial vigilancia en establecimientos para evitar la venta del producto a través de medidas de seguridad, confiscando los productos ilegales así como imponiendo sanciones administrativas, las cuales pueden ser superiores al millón de pesos.

Agregó, que las empresas de paquetería y mensajería con servicios internacionales deberán abstenerse de distribuir estos productos, ya que en todos los casos, requieren de un permiso previo de importación emitido por la Cofepris, por lo que podrán hacerse acreedores a multas por montos similares.

Finalmente, exhortó a las personas consumidoras a poner atención en la presentación del producto, toda vez que –dijo- la salud es una responsabilidad compartida.