18 de septiembre de 2014 / 03:54 p.m.

México.- El reto que tiene hoy el Partido Acción Nacional (PAN) no es sólo regresar a la Presidencia de la República sino ganar con un proyecto ideológico más hegemónico, aseguró el presidente nacional del PAN, Gustavo Madero Muñoz.

Ante el Consejo Nacional del PAN, con motivo de la sesión solemne para conmemorar el 75 aniversario de la fundación del partido, Madero Muñoz recordó que en 2000 se ganó la Presidencia de la República pero la doctrina del blanquiazul era minoría.

Las ideas panistas no eran compartidas por la mayoría, subrayó, "ya que aunque hubieran votado por nosotros la forma de pensar y defender los valores no era homogénea y compartida a nivel nacional".

Insistió que el reto es construir una mayoría democrática que piense y defienda la doctrina humanista, consolide la economía de mercado con responsabilidad e inclusión social y podamos vivir en un país de leyes y en una sociedad en la que reine el estado de derecho.

Señaló que el PAN ha tenido victorias electorales, pero ahora "debemos aspirar a ser primera fuerza electoral a nivel nacional y a ser una cultura hegemónica democrática y consolidada".

Consideró que se debe entender al PAN por etapas: la fundacional, que se basó en 12 principios de doctrina y abarca de 1939 a 1949; seguida de la oposición deliberativa de 1950 a 1978, alimentada inicialmente por una militancia de origen católico, que no confesional.

La tercera etapa es la insurgencia electoral, que va de 1979 a 1989 y generó los primeros triunfos electorales en los gobiernos locales y gubernaturas; y posteriormente es el PAN como gobierno, que va del 2000 al 2012 con Vicente Fox y Felipe Calderón.

Comentó que en esta última se gestó un desgaste del partido que concluyó con la derrota electoral de 2012, pero "ahora vivimos una nueva que no se parece a ninguna de las anteriores".

Para Madero, la nueva etapa está marcada por una profunda reforma estatutaria, que configura un partido más abierto, con una democracia directa, más federal, con mayor equidad de género y un relevo generacional en donde "están fincadas nuestras esperanzas de futuro".

Recordó que en 1910, el entonces presidente Francisco I. Madero convocó a una insurgencia para derrocar al régimen autoritario, "pero su grave error al llegar al poder fue no desmantelar el sistema de Porfirio Díaz, el cual 15 meses después se lo devoró".

Resaltó que un siglo después se vuelve a repetir la historia porque el PAN ganó la Presidencia de la República y llegó al poder en el 2000 y cometió el error de no desmantelar el antiguo régimen que combatió en los 12 años que estuvo al frente del Gobierno Federal.

Lo que pasó fue que ese sistema devoró al blanquiazul electoralmente en julio de 2012, por lo que "quisiera pensar que la nueva etapa del PAN es regresar a Los Pinos para concluir esta tarea, construir una nueva cultura diferente a la clientelar, populista, corruptora y opaca".

Dijo que esta cultura se debe basar en la democracia, en el respeto a la dignidad de la persona humana, a los derechos, a las leyes y al Estado de derecho y "este es el gran reto que siento tenemos los panistas y hasta entonces no podremos echar las campanas al vuelo"

Por ello, "es apremiante una amplia cruzada por la construcción de esta nueva cultura y por el diseño de un mejor sistema político, económico y social, pues el éxito no se mide ganando elecciones sino en la medida en que nuestras ideas se siembren y florezcan", concluyó.

FOTO: Notimex

NOTIMEX