MULTIMEDIOS DIGITAL
27 de abril de 2016 / 12:48 p.m.

México.- Xavier Olea, fiscal de Guerrero, declaró que la situación de riesgo en Acapulco está controlada y aseguró que la balacera del pasado domingo se exageró en redes sociales.

El fuerte enfrentamiento ocurrió en el hotel donde se hospedan los agentes de la Policía Federal; ahí murió un delincuente y un uniformado resultó herido de bala.

Mediante redes sociales circularon videos tomados por huespedes y peatones que se encontraban en el punto, donde narraban la peligrosa situación.

Tras la intensa movilización policíaca, diversos negocios y escuelas cancelaron sus actividades, situación que también fue difundida por Facebook y Twitter.

Las "redes sociales han magnificado todo lo que realmente pasó", dijo en entrevista.

"Acapulco está tranquilo, sí entró una psicosis, pero yo acabo de salir a la Costera y está todo mundo trabajando". aseguró.

El fiscal estatal aseguró que los vuelos hacia Acapulco están llenos y que la decisión de realizar el próximo año el Tianguis Turístico en el puerto muestra que se trabaja en las cuestiones de seguridad.

"Yo se lo achaco a las redes sociales", dijo, "se magnificó todo esto. No puedo negar que hubo muchos tiros, no puedo negar que hay un delincuente muerto que era líder de una banda, que le dicen El Capuchino", dijo Olea.

Tras la psicosis, la Asociación de Hoteles y Empresas Turísticas de Acapulco, informó que el enfrentamiento provocó la cancelación de reservaciones en diversos hoteles y sólo se ha registrado un 20 por ciento en su ocupación.