29 de octubre de 2014 / 03:24 p.m.

Ciudad Madero.- La bebé que fue encontrada en el relleno sanitario de Altamira llegó a este mundo viva y sana, fue en una colonia de Ciudad Madero donde ocurrieron los hechos, autoridades ya se encuentran tras la captura del responsable.

El martes le fue aplicada la autopsia a la recién nacida encontrada en el basurero del ejido Medrano de Altamira.

De acuerdo a la información brindada, los resultados arrojaron que la niña efectivamente nació a los 9 meses de gestación, y nació viva.

Fue su propia madre o quizás su pareja sentimental quien la tomó en sus brazos y la llevó hasta un bote de basura donde la depositaron envuelta en una colchoneta.

Ahí permaneció sin que nadie pudiera escuchar sus gritos pues su madre se aseguró de compactarla bien para que nadie se percatara de ella, entre los desechos y la suciedad permaneció la pequeña durante varias horas.

Se pudo conocer también que fue en una colonia de Ciudad Madero donde el personal de limpieza levantó la colchoneta y la introdujo al camión recolector de basura.

La unidad accionó la máquina trituradora que prensa la basura en el depósito y posiblemente fue en ese momento en que la niña murió aplastada y asfixiada.

El cuerpo viajó por el corredor urbano hasta llegar al relleno sanitario de la ciudad industrial que es ahí donde llega la basura de las tres ciudades de la zona sur del estado.

Personal de la Procuraduría General de Justicia se encuentra realizando investigaciones en los diferentes nosocomios y clínicas de la localidad para conocer si alguna mujer acudió a pedir ayuda médica luego de dar a luz.

FOTO Y TEXTO: NOEL VERGARA / MILENIO DIGITAL