9 de octubre de 2014 / 03:24 p.m.

México.- La Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) capturó a Carlos Alessandro Ricalde Barocio, El Ricalde, ex policía municipal de Huixquilucan, quien fue señalado en 2011 por el líder del cártel de La mano con ojos, Óscar Osvaldo García Montoya, El Compayito, de participar en el secuestro del panista Diego Fernández de Cevallos.

El político fue plagiado en mayo de 2010 cuando llegaba a su rancho de San Juan del Río, en Querétaro.

El Ricalde fue ubicado en la plaza comercial Outlet, del municipio de Lerma, donde iba a reunirse con otra persona; durante su detención opuso resistencia y sus escoltas trataron de rescatarlo atacando a balazos a los vehículos que lo trasladaban a instalaciones ministeriales.

Junto con él fue detenido Juan Uriel Hernández Mandujano, quien al parecer fungía como integrante de su cuerpo de seguridad.

El procurador mexiquense, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, informó que la localización de El Ricalde fue producto de una investigación de más de cuatro años, en la que colaboraron las secretarías de la Defensa Nacional y Marina, la Procuraduría General de la República y la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

"Se ha podido establecer, además, que se desempeñó como policía municipal de Huixquilucan, entre 2003 y 2009, tiempo en el que comenzó a colaborar con el grupo delictivo encabezado por los hermanos Beltrán Leyva, junto con Óscar Osvaldo García Montoya, El Compayito", señaló el procurador.

Luego de varias detenciones de los integrantes de su agrupación criminal entró en disputa por el control de la venta de droga en los municipios de Naucalpan y Huixquilucan; se presume que en 2010 participó en el homicidio del policía Pedro Martínez Álvarez, de quien se cree trabajaba para la delincuencia organizada.

Alejandro Gómez detalló que El Ricalde se refugió en Jalisco y Aguascalientes, donde se unió a otro grupo delictivo (La Oficina, brazo armado del cártel de Jalisco Nueva Generación), con Daniel Fernández Domínguez, El Pelacas, quien fue detenido por la PGR en febrero de este año y es investigado también por el secuestro del panista.

Barocio tiene 29 años y era uno de los seis delincuentes más buscados en esa entidad, por quien se ofrecía una recompensa de 500 mil pesos.

Es probable responsable de los delitos de delincuencia organizada y homicidio; se le investiga por su participación en secuestros cometidos en el Estado de México y otras entidades del país.

FOTO: EspecialMILENIO DIGITAL/RUBÉN MOSSO