4 de noviembre de 2014 / 03:46 p.m.

Tampico.- Un escalofriante homicidio estuvo a punto de ejecutarse; el contenido de la mamila de un bebé fue cambiado de leche por cloro y cal, el menor fue trasladada al hospital de emergencia.

Informó el fiscal de la Agencia del Ministerio Publico Investigador que fue la trabajadora social del hospital general de Tampico doctor Carlos Canseco quien realizó la llamada telefónica para reportar el ingreso de un menor de edad grave.

Enseguida personal de la Procuraduría General de Justicia se trasladaron a dicho nosocomio donde fueron abordados por los médicos de guardia.

Ellos explicaron que se trataba de un bebé de tan solo un mes de nacido, al cual se le había suministrado de manera extraña, cloro.

Ahí se entrevistaron con la madre del menor, Diana Jazmín González de 30 años de edad, la cual cuenta con su domicilio en 5ta Avenida, número 213 de la colonia Laguna de la Puerta.

Indicó la fémina que su hijo empezó a llorar por la noche por lo que le dio la mamila con leche, la cual ya había dejado preparada.

Pero al ver que el pequeño no la quería, revisó la mamila encontrando que no se trataba de leche en polvo, sino que era cal.

Enseguida el bebé fue trasladado de emergencia al hospital general de Tampico Carlos Canseco donde los doctores al revisarlo encontraron que el bebe había ingerido cloralex con cal.

Esta situación ya es investigada por el personal de la PGJ para que en las próximas horas se pueda dar con el paradero de la persona que trato de acabar con la vida del menor.

 

FOTO: Noel Vergara

NOEL VERGARA/ MILENIO DIGITAL