3 de marzo de 2014 / 07:45 p.m.

Campeche.- Lleno de colorido y alegría, el Carnaval de Campeche, uno de los festejos más antiguos de México con 400 años de tradición, concluirá este 4 de marzo con el “Martes de Pintadera”.

Esta festividad, se erige como la fiesta popular con ambiente familiar más importante de esta entidad del sureste mexicano.

En este contexto, el Carnaval de Campeche 2014 se inició el pasado 15 de febrero con el Baile Precarnavalesco y concluye este 4 de marzo, con el martes de Pintadera.

De acuerdo con la versión popular, el administrador Real Guillén de las Casas, gobernador de la provincia de Yucatán, autorizó en 1582 la celebración del primer carnaval en el Puerto de Campeche.

La historia de este festejo viene casi a la par con la fundación de la Villa de San Francisco de Campeche, aunque no se tiene registro de la fecha exacta, según el encargado del Archivo Municipal, José Eduardo Mosqueda Morales.

Destacó que el festejo forma parte de la identidad del estado, ha evolucionado con el tiempo y las autoridades comenzaron a hacerse cargo de las fiestas a partir de 1941, cuando el ayuntamiento se encargó de su organización.

Antes, dijo, era una fiesta del pueblo, organizado por los ciudadanos, y cada barrio presentaba a sus reinas.

Mencionó que se cuenta con un acervo cultural denominado "Carteles y programas: Una mirada al Carnaval de Campeche", como un regreso a los recuerdo de jóvenes que ostentaron la corona.

“Recordar es volver a vivir, y hoy mirarlos es volver a ser jóvenes, volver a los bailes de los salones y bailar a la música de danzones, mambos y congas", subrayó.

El acervo está compuesto por una serie de programas que invadían la ciudad, donde se anunciaban las fiestas de Carnaval, en ella puede observarse cómo estaba organizado, los sitios donde se llevaban los diferentes bailes, el lugar donde se realizaría la magna coronación.

Sobre el tema, el director general del Archivo del Estado de Campeche, Rafael Vega Alí, expuso que el Carnaval es una tradición de muchos años que reúne a la sociedad y ahora se ha convertido en una de las fiestas más importantes del estado.

Refirió que comienza con el paseo fúnebre y el entierro del mal humor, que es representado por un muñeco de trapo vestido como pirata que pasean por las calles y el malecón de la ciudad para posteriormente ser colocado en un ataúd y quemado.

Cuando el mal humor se ha ido comienza el Festival de las flores, un desfile de carros alegóricos adornados con papel e inician los bailes populares para después concluir el martes de pintadera.

Notimex