MILENIO DIGITAL
11 de marzo de 2017 / 06:51 a.m.

MÉXICO.- Aunque el gobierno federal se empeñe en “atacar a la Ciudad de México, no quitará a los capitalinos el logro de tener una Constitución”, afirmó el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, al hablar de las impugnaciones que realizó la administración federal contra varios artículos.

“El logro de la Constitución, por más que el gobierno federal se empeñe en estar atacando, no se lo quita nadie a la Ciudad de México”, señaló.

En su discurso, al inaugurar el Laboratorio de Revisión de Obras Públicas, Mancera dijo que estarán atentos a la resolución de la Suprema Corte al respecto, pero dejó en claro que con esta impugnación se están encendiendo los “focos rojos por lo vanguardista” del planteamiento de la primera Constitución.

En tanto, diversos actores políticos criticaron las acciones de la Presidencia, la PGR y el Tribunal Superior de Justicia local.

La senadora Dolores Padierna anunció que ya preparan un recurso legal llamado amicus curiae “para argumentar, como terceros interesados, una explicación que respalde los contenidos de la Constitución capitalina”.

Tras reunirse con el ministro presidente de la Suprema Corte, Luis María Aguilar, la perredista dijo que buscará al procurador Raúl Cervantes para explicarle el proceso de cómo se aprobó la Constitución.

Alejandra Barrales, presidenta nacional del PRD, llamó a los ministros de la Corte a “ser sensibles, reconocer y resguardar los derechos ganados en la Ciudad de México, plasmados en la Constitución local”.

Aseguró que el partido respaldará a Mancera en la defensa que haga de la Carta Magna local y opinó que la acción de la PGR es más un acto político que jurídico, porque el gobierno federal no quiere reconocer la autonomía de la capital.

“Es de nuevo una intromisión a la ciudad, al no querer reconocerla como soberana; no aceptan que dimos este paso… Es una amenaza importante que debemos combatir, porque puede representar un franco retroceso”, dijo.

El ex constituyente Alejandro Encinas calificó las acciones de “puñaladas traperas que tratan de revertir los avances logrados”.
Incluso comparó a la PGR con Tomás de Torquemada, primer inquisidor de la Santa Inquisición, “contra los avances que implica el reconocimiento amplio de derechos humanos, así como el fortalecimiento de mecanismos de empoderamiento ciudadano”.

Santiago Creel, coordinador del PAN de la Asamblea Constituyente, señaló que es una Constitución moderna, que plantea muchos conceptos nuevos y que llegado el momento contarán con argumentos para consultar las impugnaciones.

Reiteró que le toca defender lo que se aprobó y se enfocará en cada tema que “costó mucho trabajo y horas de discusión”, tanto en comisiones como en el pleno.

Acotó: “Se tiene el derecho de impugnar, eso no está a discusión, el punto es si tienen méritos las impugnaciones”.