milenio digitaL
10 de agosto de 2017 / 05:15 p.m.

MÉXICO.- Luego de su detención el pasado 20 de julio, Raúl Flores Hernández fue visitado en diversas ocasiones en el reclusorio Sur por agentes de DEA, con quienes habló de su amistad y negocios con el futbolista Rafael Márquez, confirmaron funcionarios de alto nivel que siguen de cerca el caso.

Sin embargo, durante los encuentros el capo nunca identificó al futbolista o al cantante Julión Álvarez como prestanombres de su red de narcotráfico la cual fue señalada este miércoles por la Oficina de Control de Bienes de Extranjeros del Departamento del Tesoro de Estados Unidos.

Los señalamientos, que no fueron hechos ante las autoridades mexicanas, únicamente hacían referencia a los negocios que tenía con ambos personajes y la amistad que entabló en especial con Márquez durante muchos años.

Flores Hernández incluso les aclaró que sus socios desconocían las actividades criminales que realizaba; mientras que con el cantante el vínculo se mantenía a través de sus contadores, los cuales también desconocían que su socio era narcotraficante.


dat