19 de noviembre de 2014 / 12:29 p.m.

 

Edomex.- El presidente Enrique Peña Nieto afirmó que las manifestaciones violentas realizadas en los últimos días por el caso de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos "pareciera" que responden a un interés de generar "desestabilización, desorden social y atentar contra el proyecto de nación" impulsado por su administración.

Sin embargo, señaló que el gobierno de la República está firme en la construcción de su proyecto y aseguró: "No nos vamos a detener".

Durante la inauguración del Hospital Ciudad de la Salud Mujer, su primer acto público después de la gira que realizó por China y Australia, el jefe del Ejecutivo resaltó que el gobierno federal ha emprendido una investigación exhaustiva a través de la Procuraduría General de la República para dar con la verdad de los hechos en el caso de los normalistas desaparecidos desde septiembre pasado, y añadió que también han sido los más sensibles y solidarios sobre el tema.

"Pero también hemos advertido que, al amparo de este dolor, del sufrimiento de los padres de familia, de esta consternación social que hay por los hechos de dolor y de horror que, de acuerdo con la investigación, se tuvieron en Iguala, hemos advertido los movimientos de violencia que, al amparo y al escudo de esta pena, pretenden hacer valer protestas (de las) que a veces no está claro su objetivo. Pareciera que respondieran a un interés de generar desestabilización, desorden social y, sobre todo, de atentar contra el proyecto de nación que hemos venido impulsando", aseguró el Presidente.

Peña Nieto agregó que "pareciera que algunas voces unidas a esta violencia y a esta protesta fueran aquellas que no comparten este proyecto de nación, que quisieran que el país no creciera, que frenara su desarrollo".

Acompañado por el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, el mandatario afirmó que "ahora, al amparo de quienes sufren dolor y tienen pena, enarbolan banderas de violencia y de protesta. Dejo claro que el gobierno de la República está firme en la construcción del proyecto de nación que queremos para el bienestar de todos los mexicanos".

El jefe del Ejecutivo destacó que las reformas estructurales y las grandes transformaciones "sin duda han afectado intereses de los que mucho tienen y de otros que se oponen al proyecto de nación".

FOTO: Especial

SILVIA ARELLANO