29 de abril de 2014 / 09:19 p.m.

México.- Ayer inició el llamado "desarme, registro y desmovilización" de los grupos de autodefensa, el cual se supone acabará el próximo 10 de mayo en Michoacán.

De acuerdo con las autoridades, este proceso se hará en 27 municipios con completo orden y transparencia.

Con este proceso, la Sedena otorgará un permiso a los miembros de las autodefensas para la posesión de un arma, pero no portación.

Además, a partir del momento en que se registre el arma, ésta será responsabilidad de la persona que realice el registro.

La lista que se conformará con la información del arsenal civil michoacano contendrá los números de serie, así como datos relativos a su procedencia; también se sabrá si llegó al país por la frontera norte o sur o si anteriormente perteneció a la milicia o al narco.

La vinculación del armamento con algún grupo delictivo también será un dato prioritario, resultado del proceso de registro.

"A lo que vamos a llegar nosotros es que el día de mañana cuando haya un hecho delictivo en el que se haya usado un arma de fuego, va a quedar el registro perfectamente definido. Y eso por un lado habrá quien diga que se mete en un problema, pero habrá quienes dirán que es la mejor defensa", comentó el comisionado para la Seguridad y Desarrollo Integral de Michoacán, Alfredo Castillo.

En un solo día, fueron más de 800 los elementos civiles que llevaron sus armas ante las autoridades. Todos han sido ya advertidos: podrán quedarse con el arma, pero sólo para sus casas; en caso de que quieran seguir en lucha, tendrán que incorporarse a cuerpos ya establecidos por el gobierno federal.

Agencias