ÓSCAR RODRÍGUEZ | MILENIO DIGITAL
7 de septiembre de 2015 / 11:23 a.m.

Oaxaca.- El director general del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (Ieepo), Moisés Robles, negó que el diálogo con la fracción oaxaqueña de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación esté cerrado o cancelado, pero ya no se realizará a oscuras, ni bajo presiones o chantajes; "tendrá que ser abierto, transparente y de cara a la sociedad", dijo.

Señaló que la ruta institucional se construye de la mano del gobierno federal para retomar el diálogo con el magisterio democrático.

—¿Alguna fecha para la mesa de dialogo con la CNTE en Oaxaca?

—No hay. Pero quiero precisar que ellos solicitaron primero una mesa y no acudieron y entendemos que están un proceso interno dentro del gremio para integrar la comisión política que se hará cargo de sus negociaciones con las autoridades.

Hay una ruta institucional que se esta construyendo para restablecer los diálogos, señaló.

Robles negó que haya una rebeldía sistemática de la CNTE, y advirtió que hay resistencia que consideró normal dentro del proceso de trasformación de la educación, y apostó porque ésta no perjudique el proceso de enseñanza de los alumnos.

El funcionario también aclaró la situación que priva respecto a la entrega-recepción de los ex mandos que tuvo la CNTE en el viejo Ieepo, y dijo que de los 11 solo tres han cumplido con el protocolo, el resto está sujeto a proceso penal por violentar la ley de responsabilidades de los servidores públicos.

Aseguró que la evaluación no se detendrá y anunció que a finales de mes se realizará un proceso para examinar el desempeño.

"El avance que tenemos es que a diferencia de otros meses, esta vez ya contamos con profesores de la CNTE inscritos en el proceso de evaluación, mediante un esquema de aproximación sucesiva", dijo.