NOTIMEX
8 de agosto de 2016 / 07:00 p.m.

CIUDAD DE MÉXICO.-  El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) llamó a una solución justa, legal y sustentable del conflicto con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), en beneficio de toda la sociedad.
llamó a una solución justa, legal y sustentable del conflicto con 

El Consejo emitió un comunicado firmado por su presidente, Juan Pablo Castañón Castañón, indicó que a modo de protesta, en Oaxaca 120 hoteles y cuatro mil empresas realizan este lunes un paro de actividades de 24 horas y marchas pacíficas apoyadas por ciudadanos.

“Para miles de pequeños y medianos empresarios locales, la situación es desesperada. Son comerciantes en pequeño, artesanos, propietarios de un pequeño hotel o de un restaurante; establecimientos de los que dependen cientos de miles de empleos y familias”, menciona.

El Consejo destaca que no habrá una solución contundente, perdurable y justa si se acompaña de la infracción de la ley y si se tolera que se violenten los derechos de los terceros; además de que los empresarios están del lado de la ley.

“No existe de parte de nuestro sector un llamado a incumplir con las obligaciones tributarias. Las declaraciones serán un reflejo de la realidad de cada empresa”, cita el documento.

Desde que se recrudeció el conflicto, hace casi tres meses, sólo se han dado treguas intermitentes en los bloqueos a vías de comunicación y espacios públicos, por lo que un arreglo efímero o parcial no puede terminar con el conflicto, estima el CCE.

Por ello, el organismo demanda que el proceso se sujete a principios y condiciones muy concretas, comenzando por poner alto a las agresiones a la sociedad y refiere que el gobierno federal cuenta con la legítima representación de la sociedad para sostener y llevar a buen puerto la interlocución con la CNTE.

Respecto al diálogo, solicita transparencia en el proceso y menciona que deben fijarse plazos, y los acuerdos y soluciones deben ser justos, definitivos y sostenibles.

Finalmente, pide a la CNTE y sus dirigentes que se integren al proceso de Consulta Regional y Nacional para la Revisión del Nuevo Modelo Educativo, para evitar que el 22 de agosto, fecha del regreso a clases, el conflicto siga sin resolverse.