MILENIO DIGITAL 
30 de julio de 2015 / 09:03 a.m.

Oaxaca.- El nuevo Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) comenzó ayer operaciones, de cara al ciclo escolar 2015-2016, pese a que dirigentes de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) intentaron boicotear la reanudación de labores.

En medio de un fuerte dispositivo de seguridad encabezado por el comandante Espartaco de la Policía Federal, el órgano educativo recibió y registró a los primeros 72 de los mil 200 trabajadores de la disidencia magisterial que ahí se desempeñaban.

Cada uno firmó el nuevo reglamento interno que, entre otras cosas, establece que su labor en la administración pública estatal no debe verse afectada por su origen y sus luchas sindicales.

Posteriormente los recibió el director del IEEPO, Moisés Robles, quien les dio un mensaje de bienvenida asegurándoles que su plaza estaba garantizada.

Por ello, Moisés Robles confió en que a más tardar el último día de la semana, los mil 128 trabajadores restantes de la disidencia magisterial oaxaqueña se adscriban y retomen a la brevedad sus labores de cara al próximo ciclo escolar.

El reglamento interno del instituto establece que todo aquel trabajador que se desempeñe en el órgano educativo deberá alinearse a la nueva estructura operativa.

También indica que aquellos que no regresen a su plaza perderán su adscripción y serán separados de su encargo, porque de lo contrario serían aviadores y no se les puede pagar sin trabajar.

Los 400 trabajadores de base y de confianza regresaron a sus actividades diarias.