29 de enero de 2015 / 03:15 a.m.

Líbano.- El grupo extremista Estado Islámico difundió un mensaje el miércoles en la noche supuestamente grabado por el rehén japonés Kenji Goto, donde anuncia una extensión en el plazo para la liberación de un jordano a cambio de una iraquí relacionada con un atentado y vinculada a la red terrorista al-Qaida.

Jordania había ofrecido previamente un intercambio de prisioneros al Estado Islámico, en un desesperado intento de salvar a un piloto de su Fuerza Aérea que los milicianos amenazan con ejecutar, además de a Goto.

El audio, grabado en inglés, dice que los jordanos deben presentar a Sajida al-Rishawi en la frontera turca para el jueves al anochecer o el piloto jordano Mu'as al-Kasaseabeh será asesinado.

The Associated Press no pudo verificar de forma independiente el contenido de la grabación, la cual fue difundida por Twitter en cuentas afiliadas al grupo Estado Islámico.

El miércoles, el padre del piloto se reunió con el rey jordano, quien le aseguró que "todo estará bien".

El rey Abdulá II enfrenta una creciente presión nacional para lograr el retorno del piloto a casa. Sin embargo, cumplir con las demandas del grupo Estado Islámico para la liberación de la presunta terrorista ligada con al-Qaida podría mermar el enfoque de línea dura del reino hacia los extremistas.

Los esfuerzos por liberar a al-Kasaseabeh y Goto cobraron urgencia cuando el martes por la noche se difundió por internet un ultimátum donde el Estado Islámico advertía que los mataría a ambos dentro de 24 horas si la prisionera de al-Qaida no era liberada.

El alcance de un posible intercambio y las demandas del grupo extremista todavía no son claros.

La iraquí fue condenada por un mortal atentado contra un hotel de Amán en 2005.

El portavoz del gobierno jordano Mohammed Al-Momani dijo el miércoles en un comunicado que "Jordania está dispuesta a dejar en libertad a la prisionera iraquí" si el piloto jordano es dejado en libertad "ileso". En su declaración no mencionó a Goto.

Cualquier intercambio sentaría un precedente para negociar con los extremistas, quienes en el pasado no han demandado públicamente la liberación de prisioneros. Estados Unidos, el principal aliado de Jordania, rechaza negociar con extremistas.

La liberación de la iraquí al-Rishawi también podría ser objeto de propaganda para los milicianos que ya controlan enormes franjas de Irak y Siria.

Jordania participa en la alianza militar encabezada por Estados Unidos que ha bombardeado objetivos del grupo Estado Islámico en Siria e Irak desde agosto.

Mientras, en Tokio, la madre del rehén japonés pidió al primer ministro Shinzo Abe salvar a su hijo.

Junko Ishido, madre de Goto, leyó a reporteros la petición que envió el miércoles a Abe para "por favor salvar a Kenji".

El piloto jordano, de 26 años, fue capturado en diciembre, cuando su avión F16 cayó cerca de Raqa, Siria, la capital de facto del Estado Islámico.

Goto, un periodista independiente, fue capturado en octubre en Siria al parecer al tratar de rescatar a otro japonés secuestrado, Haruna Yukawa. Hay reportes de que los milicianos mataron esta semana a Yukawa.

TEXTO Y FOTO: AP