7 de marzo de 2015 / 10:35 p.m.

Wisconsin. — Un joven afroamericano de 19 años murió al viernes por la noche tras ser baleado por un policía en Madison, Wisconsin, dijeron las autoridades.

El hombre fue baleado en un altercado con el policía y murió en un hospital, dijo el jefe de la policía Mike Koval. Agregó no saber si el muchacho estaba armado, pero dijo que "conclusiones iniciales en la escena no reflejan un arma de fuego ni nada de esa naturaleza que hubiera sido usado por el sujeto".

Las autoridades no han revelado el nombre del individuo de 19 años, pero familiares le identificaron a la prensa local como Tony Robinson. El nombre y la raza del policía no han sido revelados.

La División de Investigación Criminal del Departamento de Justicia del estado investiga el incidente, bajo una ley de Wisconsin del 2014 que requiere que agencias externas a los departamentos de policía investiguen decesos en los que participan policías.

El periódico Wisconsin State Journal reportó que una muchedumbre se congregó en la escena el viernes por la noche y coreó "Las vidas negras importan", un lema adoptado por activistas y manifestantes en todo el país tras recientes incidentes en los que hombres negros desarmados han sido baleados por policías.

Andrea Irwin, que le dijo a WKOW-TV que era la madre de Robinson, dijo: "Mi hijo nunca ha sido una persona violenta. Y que haya muerto de esa forma tan, tan violenta, no lo puedo entender".

Koval dijo que la policía recibió una llamada aproximadamente a las 6:30 p.m. el viernes porque un hombre estaba metiéndose en medio del tráfico. Una segunda llamada a la policía dijo que el hombre había cometido "una agresión", dijo Koval.

El policía acudió a un apartamento al que pensó el hombre había ido e ingresó a la fuerza tras escuchar un disturbio. Koval dijo que el policía fue agredido por el hombre de 19 años y entonces le disparó. Koval piensa que hubo más de un disparo.

El incidente se produjo días después que el Departamento de Justicia federal informó que no presentaría cargos contra Darren Wilson, un ex policía blanco de Ferguson, Missouri, que mató a tiros al adolescente negro Michael Brown, que estaba desarmado, en agosto. Un segundo reporte concluyó que existía un patrón de prejuicio racial en las tareas policiacas en ese suburbio de Saint Louis.

FOTO Y TEXTO: AP