MILENIO DIGITAL
1 de agosto de 2017 / 10:36 a.m.

ESPECIAL.- Por segunda vez en 2017 se registró un récord de homicidios dolosos relacionados con el crimen organizado.

En julio se cometieron mil 113 asesinatos, dicha cifra rebasa los mil 93 casos de marzo pasado y se posiciona como el periodo más violento desde septiembre de 2012, cuando se perpetraron mil 145 asesinatos, de acuerdo con el recuento de Milenio.

Lo anterior va de la mano con el repunte en el número de homicidios vinculados con el narco, que alcanzan cifras récord en la presente administración, pero que todavía no llegan a los niveles de máxima inseguridad que se vivieron entre 2010 y 2012.

Las mil 113 víctimas reportadas en julio pasado se ubican en el decimosegundo mes con más muertes desde que esta casa editorial comenzó el conteo de ejecuciones en enero de 2007.

Entre enero y julio se tiene un promedio de 34 muertes diarias a consecuencia de ataques vinculados con el narcotráfico; esta cifra supera las 28 víctimas que hubo durante el año pasado y queda aún más lejos de la media presentada en 2015, que era de 21 muertes por jornada.

Los estados más violentos en julio fueron Guerrero (166), Veracruz (114) y Chihuahua (112). Entre estas entidades se concentra 35 por ciento de las ejecuciones cometidas a escala nacional. En contraparte, Yucatán y Campeche se ubican como los estados con un saldo blanco de asesinatos cometidos por organizaciones delictivas.

Guerrero se mantiene como el estado más violento del país.

En los primeros siete meses del presente año se han reportado 938 homicidios, de los cuales 166 se cometieron en julio pasado.

Los índices de violencia en el país muestran un aumento generalizado de homicidios. El mes pasado el Sistema Nacional de Seguridad Pública reveló que junio fue el mes con más homicidios dolosos desde 1997, cuando las autoridades comenzaron a registrar distintos delitos del fuero común y la semana pasada el Inegi señaló que 2016 ha sido el año más violento de lo que va en la presente administración.


pjt