NOTIMEX
26 de agosto de 2015 / 07:47 p.m.

México.- La Comisión Permanente del Congreso de la Unión concluyó los trabajos de la LXII Legislatura en medio de discursos, abrazos y elogios de senadores y diputados federales de las distintas bancadas.

En el patio central de la vieja casona de Xicoténcatl, recientemente remodelada con su trazo original, se llevó a cabo la última sesión de la LXII Legislatura, catalogada como la más productiva de la historia reciente de México.

Los diputados salientes, y los senadores que continuarán otros tres años en sus escaños, subrayaron las reformas en materia energética, educativa, fiscal, anticorrupción, telecomunicaciones, amparo, transparencia y otras que, aseguraron, cambiaron al país y lo encaminaron hacia nuevos modelos de modernidad y justicia social.

El aún presidente de la Mesa Directiva, Luis Miguel Barbosa Huerta, del Partido de la Revolución Democrática (PRD), señaló con nostalgia: “hay que ser buenos políticos, en la LXII Legislatura hemos sido buenos legisladores, buenos gestores y hay que continuar siendo buenos políticos, es nuestro destino”.

“Los cargos, los fueros no son los que nos dan nombre ni prestigio, es la labor que hacemos todos los días”, aseveró.

A su vez, el senador del Partido Revolucionario Institucional, Arturo Zamora Jiménez, hizo un reconocimiento a Barbosa Huerta por la institucionalidad con la que condujo la presidencia del Senado de la República.

Dijo que su trabajo “no lo ha apartado nunca de sus convicciones, no lo apartó jamás, en algún momento de sus convicciones ideológicas y tampoco de lo que él representa”.

El senador del Partido Verde Ecologista de México, Tomás Torres, aseguró que sin la reforma fiscal los mexicanos ahora estaríamos de rodillas ante la caída de los ingresos petroleros.

El diputado federal del Partido Acción Nacional, Juan Pablo Adame, indicó que las reformas estructurales aprobadas en los últimos tres años pronto rendirán sus frutos, y se congratuló por formar parte de esa histórica legislatura.

En medio de un ambiente festivo, los diputados y senadores del Partido del Trabajo, criticaron las reformas aprobadas en voz del senador Manuel Bartlett Díaz.

Al final vendrían los abrazos, los buenos deseos en espera de los nuevos diputados federales quienes, a partir del 1 de septiembre, conformarán con los actuales 128 senadores la LXIII Legislatura del Congreso de la Unión.