NOTIMEX
31 de agosto de 2016 / 11:25 a.m.

MÉXICO.- Hace 18 años, Juan discutía con su esposa. Ella le gritó groserías y él la estranguló hasta asfixiarla. Para ocultar el crimen, metió el cadáver debajo de un sillón y huyó.

Ayer el Juez 40 Penal sentenció a Juan Francisco Bravo Hernández a 21 años y 3 meses de prisión, además de pagar una multa de 23 mil 858 pesos por reparación del daño y gastos funerarios, por matar a su pareja en la colonia Nuevo México, delegación Miguel Hidalgo, en febrero de 1998.

La Procuraduría capitalina informó que Juan y su pareja sentimental estaban en su casa, ubicada en la calle Poniente 147-A, cuando empezaron a discutir.

La esposa insultó con groserías a Juan, quien se molestó y tomó por el cuello a la mujer y la estranguló hasta causarle la muerte por asfixia, enseguida escondió el cuerpo debajo de un sillón y huyó.

La PGJ inició una investigación al encontrar el cadáver y entrevistó a dos menores que estaban en la casa cuando ocurrió el crimen. Ambos reconocieron plenamente a Juan como la persona que agredió a la mujer.

Juan fue detenido y consignado al Reclusorio Preventivo Norte por el delito de homicidio.