MILENIO DIGITAL
14 de agosto de 2015 / 04:22 p.m.

México.- Felipe Santana Hernández, "El Felino", segundo al mando de Los Zetas en Orizaba fue identificado por sus familiares como uno de los seis muertos que hubo en una balacera en un bar de esa ciudad, entre ellos el reportero Juan Heriberto Santos Cabrera y el jefe de plaza del grupo criminal, José Márquez Balderas, informó la Fiscalía General de Veracruz.

La dependencia precisó en un comunicado que el hombre de 36 años, quien al principio estaba en calidad de desconocido, fue identificado por sus familiares por sus características físicas y unos tatuajes en tobillo y hombro.

Ayer por la madrugada, un comando irrumpió en el bar La Taberna, en Orizaba, y abrió fuego contra el periodista, los dos mandos zetas, y otros tres hombres identificados como Sergio Felipe Mendoza Morgado, Alberto Rodríguez Romero y José Eduardo Castillo Romero.

Según las primeras declaraciones de testigos presenciales, los jefes zetas estaban con la misma mesa conviviendo con el reportero, "los agresores interactuaron brevemente con los ahora fallecidos, para inmediatamente abrir fuego directo sobre ellos", indicó en el comunicado la Fiscalía.

En el ataque estuvieron dos periodistas que cubren la fuente policiaca para el diario El Buen Tono, pero "no fueron atacados por el comando", precisó la dependencia.

Según las investigaciones, los peritos levantaron en el bar al menos 70 casquillos percutidos calibre 2.23 de rifles de asalto AR15 y registraron 62 impactos en paredes, techos y ventanas.

También se localizaron dos pistolas tipo escuadra calibre .9 milímetros de las marcas Pietro Beretta y Springfield, que registraban huellas dactilares correspondientes a dos de los ejecutados, que fueron disparadas, de acuerdo a los primeros análisis periciales.

El comando se enfrentó con policías pero se dio a la fuga. Por lo que la dependencia anunció que las instituciones de seguridad del estado, en coordinación con las fuerzas armadas que confluyen en la Operación Coordinada Veracruz realizan operativos de localización y detención de los presuntos agresores.