NOTIMEX
10 de enero de 2017 / 01:18 p.m.

MÉXICO.- Durante enero y febrero ingresarían al país 14 frentes fríos, siete en cada mes, los cuales pueden ocasionar descensos bruscos de temperaturas, acompañadas de heladas y tormentas invernales, además de vientos fuertes, lluvias, caída de granizo, nieve o agua nieve, destacó la Secretaría de Gobernación.

Por ello, la Coordinación Nacional de Protección Civil exhortó a las autoridades de los gobiernos a activar de manera oportuna sus protocolos de protección y atención a la población, así como a mantenerla informada sobre el desarrollo de los sistemas frontales.

De acuerdo con el pronóstico para la actual Temporada Invernal, emitido por el Servicio Meteorológico Nacional de la Comisión Nacional del Agua, se prevé el ingreso de 49 frentes fríos a México, de los cuales a la fecha se han presentado 21 de los pronosticados.

Además, de los 14 sistemas frontales para enero y febrero; para marzo se prevén cuatro sistemas, abril con seis y mayo con cuatro. La cantidad esperada de frentes fríos es ligeramente debajo de la media histórica que es de 51 frentes fríos por temporada.

RECOMENDACIONES

El Segob pide prestar especial atención a niñas, niños, personas mayores, enfermos y personas en situación de calle.

- Abrigarse preferentemente usando la técnica de cebolla (vestirse en capas) que permite que el aire circule libremente alrededor de su cuerpo, manteniéndolo seco y atrapando el calor.

- Proteger rostro, cabeza, manos, orejas y pies.

- Al salir de un lugar caliente cubrirse la boca y nariz para evitar aspirar el aire frío.

- Limitar la cantidad de tiempo al aire libre. Las exposiciones prolongadas al aire frío pueden producir hipotermia y en casos extremos congelación.

- Usar protectores labiales y cremas hidratantes para la piel con el fin de evitar resequedad.

- Alimentarse sanamente en invierno, procurando ingerir una mayor cantidad de calorías, vitaminas, líquidos (de preferencia tibios), frutas y nueces, manteniendo sus horarios de alimentación.

- Mantener una ventilación adecuada en caso de usar algún calefactor, horno, chimenea o calentones, para evitar intoxicaciones por monóxido de carbono.

- No encender anafres o braseros dentro de lugares cerrados o con mala ventilación.

- Tampoco deben permanecer periodos prolongados de tiempo, dentro de un vehículo encendido sin ventilación natural y sin estar en movimiento.

- Mantener las persianas y cortinas abiertas durante el día para permitir el ingreso de los rayos solares y cerrarlas al atardecer para conservar el calor.

- Evitar conducir o transitar por carreteras resbaladizas ante la presencia de nieve, aguanieve o congelamiento.

- Deben extremar precauciones al transitar con baja visibilidad por niebla, neblina o bruma.

- Ante vientos fuertes retirar macetas y todos aquellos objetos que puedan ser derribados por el viento.

- En caso de que su vivienda se encuentre en peligro ante las bajas temperaturas o efectos de la temporada invernal, mantener ubicados los refugios temporales.