22 de noviembre de 2014 / 03:27 a.m.

Ciudad Madero.- Una niña de 5 años de edad perdió la vida de manera trágica, accidentalmente se comió una pastilla para la diabetes de su abuela, fue llevada de emergencia al hospital pero al paso de las horas murió.

Fue alrededor de las 08:30 horas de la mañana de ayer cuando la trabajadora social del Hospital Civil de Madero realizó a la llamada telefónica a la Central de Emergencias C-4.

La mujer informó sobre el deceso de una niña al parecer por causas accidentales por lo que se solicitaba la presencia del agente del Ministerio Público Investigador.

Enseguida personal de la Procuraduría General de Justicia se trasladó hasta el nosocomio donde fueron abordados por el personal médico de guardia que los condujo hasta la habitación donde se encontraba el cuerpecito de la pequeña María Antonia Hernández García de tan solo 5 años de edad y quien tenía su residencia en el Moralillo Veracruz.

Según la información brindada por su padre a la autoridad, el martes pasado por la noche, la niña inocentemente se tragó una pastilla para la diabetes, la cual se encontraba entre los demás medicamentos que tomaba su abuela para la atención de esta enfermedad.

Al transcurso de las horas la menor comenzó a sentirse mal con abundantes nauseas, por lo que fue trasladada la madrugada del miércoles al hospital Civil de Ciudad Madero.

Ahí permaneció internada durante dos días y fue la mañana de ayer en que perdió la vida a causa de la severa intoxicación por el medicamento controlado.

El fiscal dio fe del fallecimiento y ordenó del traslado del cuerpo al anfiteatro para que la fuera aplicada la autopsia de ley y determinar las causas exactas de la muerte.

FOTO Y TEXTO: NOEL VERGARA