MULTIMEDIOS DIGITAL
20 de junio de 2016 / 10:55 p.m.

Oaxaca.- El fiscal general de Oaxaca, Joaquín Carrillo, informó que siete personas murieron por disparos de arma de fuego en el enfrentamiento en Nochixtlán y una más falleció este lunes por las heridas que le provocó un artefacto explosivo.

En conferencia de prensa, en la que estuvo acompañado del comisionado general de la Policía Federal, Enrique Galindo, y el secretario de Seguridad Pública de Oaxaca, Jorge Ruiz Martínez, Carrillo detalló que 23 personas han sido puestas a disposición del Ministerio Público, de las cuales cuatro son maestros.

Se informó que en el operativo para retirar los bloqueos en Nochixtlán participaron 800 elementos de seguridad, 400 estatales y 400 de la Policía Federal, los cuales no portaban armas.

El operativo dio inicio a las 8:30 horas, luego de que el gobierno estatal solicitara el apoyo de los efectivos federales, certificando ante un notario que no portaban armas al igual que los policías estatales.

Dichos efectivos lograron retirar de manera pacífica tres bloqueos que estaban en un radio de 500 metros, se informó.

El comisionado Enrique Galindo dijo que hay tres policías federales retenidos en Nochixtlán y reiteró que los elementos que participaron en el operativo iban solo con equipo antimotines, escudo, casco y protección corporal, sin ninguna arma, pues “en este tipo de acción policial ni son convenientes, ni se llevan armas de fuego”.

Enrique Galindo, comisionado general de la Policía Federal, dijo que las corporaciones fueron agredidas de manera directa por “grupos raciales que de manera indiscriminada arrojaron cohetones, petardos y se nos fue informando de manera indistinta que había lesionados por arma de fuego, a lo que decidimos de manera conjunta hacer un repliegue táctico”.

“Lo que corresponde a nosotros este repliegue se hizo ordenadamente, tratando de provocar las menos confrontaciones posibles. Prácticamente nos enfrentamos a más de 10 tipos de resistencias de Nochixtlán a Oaxaca, lo que arrojó casi un centenar de policías lesionados”, mencionó.

Detalló que de los policías heridos, tres fueron por arma de fuego, otros por impactos directos por cohetones, así como algunos por heridas provocadas por machete.

Hasta el momento, dijo, 12 policías federales continúan hospitalizados.