26 de octubre de 2014 / 03:04 p.m.

Guerrero.- A horas de que se cumpla un mes de la desaparición de 43 estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg) y alumnos de la escuela acordaron radicalizar hoy sus protestas, con la toma de aeropuertos y casetas de cobro y cierre de carreteras en al menos cinco estados del país.

En un plan de acción conjunto  dado a conocer ayer por la tarde, la Ceteg y estudiantes determinaron "el cierre de las principales carreteras y aeropuertos" en Guerrero,  Morelos, Oaxaca, Michoacán y el Distrito Federal para el domingo 26 de octubre; el lunes se continuaría con el cierre de instituciones bancarias en territorio guerrerense.

Para el 29, 30 y 31 de octubre se convocó a un paro nacional de 72 horas en el que participarán todas las secciones que integran la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, además de que el 30 se tiene programada una marcha en Chilpancingo.

Justo el mismo día en el que fueron dadas a conocer las nuevas acciones de protesta bajo una línea más radical, normalistas rurales saquearon ayer por la mañana dos establecimientos comerciales de Chilpancingo, paralizando todas las tiendas departamentales de la ciudad por varias horas y generando el despliegue de cientos de policías antimotines para evitar disturbios en distintos puntos.

Como resultado de las irrupciones y de cara a la radicalización anunciada para este domingo, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del gobierno puso en marcha un operativo de "resguardo y disuasión", en el que participan más de mil 500 elementos policias antimotines y operativos, con la intención de evitar que haya más saqueos.

Vía comunicado, la dependencia indicó que dichos elementos resguardan instalaciones estratégicas y de alta concentración social en las principales ciudades del estado, principalmente en Chilpancingo, Acapulco y Zihuatanejo.

FOTO: José Méndez

VÍCTOR HUGO MICHEL Y ROGELIO AGUSTÍN