2 de febrero de 2015 / 02:04 p.m.

Washington.-El presidente Barack Obama afirmó que Estados Unidos hace todo lo posible para rescatar a una mujer de 26 años rehén del grupo Estado Islámico, un día después de la difusión de un video que muestra la decapitación de un periodista japonés en manos de los extremistas.

Durante una amplia entrevista a la cadena de televisión NBC difundida el domingo por la noche, que también abarcó temas políticos y el Super Bowl, Obama alentó a los padres a que vacunen a sus hijos en momentos en que Estados Unidos enfrenta un brote de sarampión cuyo origen se rastreó hasta el parque temático de Disneyland en California.

El mandatario afirmó que ha visto videos de las decapitaciones de rehenes. "Todas las mañanas se me entrega un informe presidencial que me expone un panorama bastante claro de las terribles situaciones que están ocurriendo. Y éstos son en parte los motivos por los que tenemos que estar vigilantes y actuar con firmeza contra una organización violenta como el EIIL", dijo Obama. El EIIL es un acrónimo del grupo Estado Islámico.

Tres estadounidenses —el trabajador de asistencia Peter Kassig y los periodistas James Foley y Steven Sotloff— fueron decapitados el año pasado por la milicia radical.

Un cuarto rehén estadounidense es una mujer capturada el año pasado en Siria cuando trabajaba con grupos de asistencia humanitaria. Las autoridades estadounidenses han solicitado que no sea identificada por temor a poner en peligro su seguridad.

"Obviamente esto es algo desgarrador para la familia y queremos dejar claro que hacemos todo lo que podemos para garantizar que todo estadounidense sea rescatado de esa situación", afirmó Obama.

Sobre el brote de sarampión que ha afectado a más de 100 personas, Obama dijo que los niños que no reciben sus vacunas ponen en peligro a otros menores y a personas que no pueden vacunarse. "Deben llevar a sus hijos a que los vacunen", dijo Obama tajantemente.

Algunos padres continúan creyendo en investigaciones que ya fueron desacreditadas que relacionan las vacunas con el autismo y se oponen a ellas.

"Entiendo que haya familias que en algunos casos estén preocupadas por los efectos de las vacunas", declaró Obama. "La ciencia es, como ustedes saben, bastante indiscutible".

FOTO: Especial

AP