MILENIO DIGITAL
15 de julio de 2015 / 01:41 p.m.

Chilpancingo.- Padres de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala, intentaron ingresar a las instalaciones del 27 Batallón de Infantería, ubicado en ese municipio, pero fueron repelidos por policías militares habilitados con equipo antimotines que utilizaron gas lacrimógeno para dispersarlos.

Desde la semana pasada, los familiares de los estudiantes anunciaron una movilización en Iguala de la Independencia, para exigir que se reactive la búsqueda de los estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa desaparecidos desde el 26 de septiembre del año pasado.

Los autobuses llegaron directamente a las inmediaciones del cuartel que alberga al 27 Batallón de Infantería, ubicado sobre la carretera federal que va hacia Taxco de Alarcón.

Alrededor de las 10:30 horas comenzaron a concentrarse frente a la puerta principal de la instalación militar, la cual ya estaba resguardada por barricadas y personal de la PM con equipo antimotines.

Poco antes de las 11:00 horas comenzó un mitin con el que los padres reclamaban que se les permitiera el paso hacia el interior del cuartel, para verificar si en dicho lugar había vestigios del paso de sus hijos entre la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre pasados.

Los militares se negaron a facilitar el paso, lo que propició los primeros jaloneos con los padres y activistas de las organizaciones que los acompañaban.

Vino el lanzamiento de proyectiles y posteriormente los de la PM recurrieron al uso de gas lacrimógeno para dispersar la manifestación.

En estos momentos la tensión disminuyó, sin embargo los manifestantes permanecen cerca, insisten en que se les permita el paso para revisar las instalaciones castrences.