NOTIMEX y AP
14 de febrero de 2016 / 11:40 a.m.

Ecatepec.- El Papa Francisco llegó al predio de 45 hectáreas de la zona conocida como El Caracol, en la Unidad de Estudios Superiores de Ecatepec, donde oficia una misa a la que acuden al menos unas 300 mil personas.

El templete donde está Jorge Mario Bergoglio para oficiar la ceremonia eucarística es una réplica de la capilla de Tlalmanalco.

Antes de arribar a ese punto el pontífice recorrió en el papamóvil 8.8 kilómetros de las avenidas Central e Insurgentes, a una velocidad de entre 20 y 25 kilómetros por hora, donde miles de personas lo esperaban en un ambiente festivo para saludarlo y recibir la bendición.

Cientos de personas apostadas en calles del municipio de Ecatepec lanzaron globos, flores, pétalos e incluso muñecos al paso del convoy.

En su camino hacia el predio El Caracol, las porras, los rezos, las risas, los cánticos e incluso las lágrimas de emoción no cesaron por ver al líder de la Iglesia Católica.


La ciudad, donde viven unas 1,6 millones de personas, es una alfombra en rápido crecimiento de bloques de barrios pobres mezclados con algunos vecindarios mejores, y un punto estratégico para las bandas criminales que proliferan en medio de la pobreza, el desempleo y la impunidad.