NOTIMEX
23 de diciembre de 2015 / 09:19 p.m.

Ciudad de México.- Durante su próxima visita apostólica a México, Francisco realizará amplios y numerosos recorridos en el papamóvil para estar cercano a las miles de personas que no podrán asistir a sus actos, aseguró el secretario general de la CEM, Eugenio Lira Rugarcía.

El secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) aseguró que ya fueron propuestos al Vaticano varios recorridos papales en las diversas ciudades que visitará el pontífice.

“Aún falta confirmarlos. Se han hecho sugerencias de rutas amplias para satisfacer el deseo de mucha gente que quiere ver al Papa en sus desplazamientos”, señaló.

Explicó que es “francamente imposible” que todos los interesados puedan participar en las misas públicas y otras actividades del líder católico, especialmente por las limitaciones de espacio, de servicios básicos y por las necesarias garantías de seguridad.

Constató que no será posible “admitir indiscriminadamente” a los fieles y por eso se distribuirán boletos de ingreso numerados, sin costo, a través de las diversas diócesis del país.

“Aclaro desde este momento que los ingresos siempre serán gratuitos. En estas ocasiones hay gente que abusa y para evitar cualquier confusión debe quedar claro que todo será gratis”, añadió.

El Papa llegará a la Ciudad de México el viernes 12 de febrero por la tarde. Tiene previstas actividades en la capital los días 13 y 14, además de una misa multitudinaria en Ecatepec, en el vecino Estado de México, ese mismo 14, día de San Valentín.

Abundó que cerrará su gira el miércoles 17 en Ciudad Juárez (Chihuahua, en la frontera con Estados Unidos), donde encabezará un acto con el mundo del trabajo y otro dedicado al tema de la migración, donde dará un mensaje a las víctimas de las diversas formas de violencia.

El clérigo prefirió no anticipar la cantidad de gente que se movilizará en el país por el viaje apostólico, ya que “los mexicanos somos muy entusiastas” y personas de otros lugares, Centroamérica y Estados Unidos, han manifestado su deseo de participar.

“Seguramente estamos hablando de millones de personas que se van a desplazar para asistir a los eventos o para formar las vallas que estarán recibiendo al Papa a lo largo de su paso por las diferentes calles tanto del Distrito Federal como de las otras ciudades”, insistió.