NOTIMEX
19 de octubre de 2015 / 12:47 p.m.

México.- El cardenal de México Norberto Rivera Carrera adelantó que además de encabezar actos multitudinarios y visitar el santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, en la capital mexicana, el Papa Francisco podría sostener algunos encuentros particulares.

“Quizás en alguna colonia o en alguna cárcel, pero hay varias posibilidades ahí en la arquidiócesis para que él sostenga un encuentro como los que acostumbra tener con grupos especiales en sus viajes”, añadió.

Precisó que aún no se han determinado las fechas definitivas del viaje pero consideró que podría ser “pronto”, es decir en los primeros meses del próximo año.

“Para fijar las fechas de una forma firme tiene que ver la agenda del presidente de la República (Enrique Peña Nieto) y los lugares que se propongan, con los eventos, para que se diga si son cinco, seis o los días que sean”, añadió.

El purpurado recordó que la semana pasada la comisión permanente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) se reunió con el nuncio apostólico, Christophe Pierre, para delinear una propuesta definitiva sobre la cual el Papa tomará su decisión final.

Además estableció que uno de los primeros políticos que le hizo su invitación al Papa fue el jefe de gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, y anticipó que él tendría la “mejor disposición” para encontrarse con el pontífice o tener un evento “en el cual le pueda mostrar alguna parte significativa de la ciudad”.

Según el cardenal, los mexicanos tienen “una devoción especial por el Papa”, sin importar quién sea este, aunque ellos reconocen las virtudes y cualidades de Francisco.

Aseguró que esto se pudo ver con Juan Pablo II, que visitó muchas veces el país, pero también con Benedicto XVI, quien fue recibido “con mucho cariño” y “calor humano”.

Previó que eso implica que mucha gente querrá ver a Jorge Mario Bergoglio en la Ciudad de México, lo cual significará un desafío en cuanto a la infraestructura.

“Son eventos difíciles de organizar porque son masivos y hay que conseguir pantallas, toda una infraestructura de baños y otras cosas, hasta hospitales. Pero México está preparado para hacer eso y lo podemos hacer, la gente lo hará con mucho gusto”, insistió.

Abundó que Francisco ha tenido detalles significativos para con México y siempre tuvo la intención de viajar al país, aunque estaba esperando un “tiempo apto” para cumplir con ello.