MULTIMEDIOS DIGITAL
6 de abril de 2016 / 12:15 p.m.

México.- Alberto Sentíes Palacio,  dueño del Ferrari rojo que fue difundido en redes sociales tras la golpiza que le dio un escolta a otro conductor, complicó su situación jurídica luego de no poder acreditar la propiedad del auto de lujo.

Además, la Procuraduría General de Justicia, recibió dos ,órdenes de aprehensión en su contra por supuesto fraude.

La dependencia declaró que un juez otorgó las órdenes para que Sentíes Palacio sea sometido a juicio.

El dueño del Ferrari que presuntamente ordenó a sus escoltas golpear a un automovilista tras un incidente en Viaducto Tlalpan, en marzo pasado, no asistió a la firma para reparar los daños y finiquitar los gastos del conductor agredido, además de huir de sus domicilios.

Para ser liberado del caso Lord Ferrari, Alberto Sentíes, debe obtener el perdón de la persona golpeada, pero seguirá sujeto a la acusación de robo que se persigue de oficio.