MILENIO DIGITAL
8 de junio de 2017 / 11:01 a.m.

BAJA CALIFORNIA.- Ocho cadáveres más fueron descubiertos en una fosa clandestina de San José del Cabo, Baja California Sur, de la que un día antes peritos exhumaron seis cuerpos.

A estas víctimas se sumaron seis más en Chihuahua y Guerrero, entidad que protagonizó balaceras y persecuciones en diferentes puntos de la capital entre presuntos delincuentes y policías estatales.

La Procuraduría de BCS informó que al continuar los trabajos de inhumación en un predio ubicado en el kilómetro 4.5 de la carretera Rincón La Playa-Cabo Pulmo, peritos descubrieron ocho cadáveres más.

En Acapulco, tres hombres muertos, entre ellos un agente auxiliar del ministerio público, y un vehículo incendiado dejó la violencia del crimen organizado.

Cerca de las 3:50 horas se reportó el hallazgo de los cuerpos baleados de dos presuntos taxistas en unidades del servicio público; un tercer vehículo estaba quemado, sobre la avenida Simón Bolívar, en la Unidad Luis Donaldo Colosio.

Horas después, una llamada alertó a los servicios de emergencia sobre varias detonaciones de arma en el Fraccionamiento Hornos; en el lugar encontraron el cadáver de un agente ministerial.

Debido a estos hechos, negocios afiliados a la Coparmex decidieron adelantar su cierre una hora.

En Chihuahua fueron reportados dos homicidios.

La procuraduría capitalina dio a conocer que investiga la muerte de una familia, entre ellos tres menores de edad, quienes fueron hallados en una casa de la delegación Magdalena Contreras.

Precisó que los cuerpos eran de un hombre de unos 70 años, una mujer de 40 y tres niños, quienes presentaban signos de intoxicación.

Peritos reportaron que en la casa hallaron a una sobreviviente y una carta póstuma de las víctimas.


mmr