10 de agosto de 2014 / 08:37 p.m.

Ciudad de México.- El senador Emilio Gamboa Patrón aseguró que en 2018 la reforma energética se traducirá en un crecimiento de la economía de 1 por ciento adicional con lo que "nuestros egresados de las universidades dispondrán de 500 mil empleos extras".

En una década, agregó, la industria energética generará 2.5 millones de trabajos y el crecimiento será 3 por ciento más.

Los benéficos de que se haya aprobado las leyes secundarias y el paquete fiscal de la reforma energética, dijo, se harán sentir entre las familias en un plazo no mayor a dos años.

Habrá, subrayó, reducción de costos en los precios de la luz y del gas, así como en una mejor calidad en la gasolina con lo que se protegerá el medio ambiente.

El líder parlamentario manifestó también que al entrar en vigor el nuevo marco energético, dejaremos de importar el 85 por ciento de los fertilizantes que utilizan nuestros campesinos y tendremos alimentos más baratos que se podrán servir, en la mesa de las familias mexicanas.

A nivel regional, la reforma energética impulsará el desarrollo, al grado de que los estados podrán especializarse en las energías que mejor puedan producir; que el sector hidrocarburos compre, cuando menos, el 35 por ciento de sus insumos a industrias mexicanas, y se generen numerosos proyectos de infraestructura en todo el territorio nacional.

Señaló que ahora es cuestión de que sea promulgada por el Poder Ejecutivo para que los mexicanos empiecen a sentir los beneficios de la reforma energética.

Y aunque ya culminó el proceso legislativo para aprobar las leyes secundarias y el paquete fiscal de la reforma energética, el coordinador del Grupo Parlamentario del PRI explicó que estarán atentos y vigilantes de que la legislación signifique crecimiento, desarrollo, mayores oportunidades de empleo y ahorros para la población.

"Este es el momento de México, porque además de sentar las bases de un mejor desarrollo, la nación mantendrá la propiedad de los hidrocarburos en el subsuelo", aseguró Gamboa.

El legislador refirió que México está frente a una década de pleno desarrollo energético sin que haya perdido la titularidad de Pemex y la Comisión Federal de Electricidad

"Los propietarios de las tierras en donde se desarrollen proyectos de hidrocarburos tendrán certeza jurídica, con un beneficio económico de entre el 0.5 hasta el 3 por ciento directo, según lo determine la Comisión Nacional de Hidrocarburos", precisó.

Esta reforma aprobada por la mayoría de las senadoras y senadores de la República, establece el Fondo Mexicano del Petróleo para la estabilización y el desarrollo, que administrará las ganancias en beneficio de los mexicanos en el presente y para futuras generaciones.

Asimismo, el país contará con más energías renovables y limpias, lo cual permitirá mejorar la calidad del aire y combatir el cambio climático, señaló Gamboa Patrón.

Con más industria, sostuvo el coordinador del grupo parlamentario del PRI, los jóvenes tendrán mayores oportunidades educativas y empleos mejor pagados, ya que las Cámaras de Diputados y Senadores aprobaron una Reforma Energética para crear un modelo energético moderno, competitivo, limpio, transparente y eficiente.

Este gran logro encabezado por el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, permitirá asegurar la soberanía y autosuficiencia energética del país, consideró el senador Emilio Gamboa, quien subrayó que ha llegado el momento de mover a México hacia un futuro con mayor desarrollo económico y mejor equidad social.

FOTO: EspecialMILENIO DIGITAL/ BLANCA VALADEZ