MILENIO DIGITAL
28 de diciembre de 2016 / 09:55 p.m.

CIUDAD DE MÉXICO.- El gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares, replanteó el Proyecto de Presupuesto 2017 al Congreso local, tras concluir que este paquete tiene un déficit de 21 mil millones de pesos.

"Los ingresos propios y las participaciones federales no alcanzarían para pagar el rubro total de gasto corriente, faltarían 21 mil millones de pesos", explicó el mandatario.

Yunes Linares aseguró que, tras analizar por 27 días el Proyecto de Presupuesto 2017, su equipo de trabajo concluyó que está mal planteado y sólo traerá más problemas económicos al estado.

"Si nosotros arrancamos el año con presupuesto holgado le haríamos un gran daño a Veracruz, lo responsable es que ajustemos el gasto", dijo.

El gobernador propuso cinco líneas de acción para impulsar el replanteamiento del presupuesto:

1. Transparentar y manejar con honestidad los recursos públicos de los veracruzanos.

2. Ajustar drásticamente al gasto corriente del estado sin afectar programas sociales.

3. Reestructurar y refinanciar la deuda para distribuirla a largo plazo y así el gobierno del estado deje de pagar 6 mil millones de pesos al año.

4. Revisar y validar los pasivos de corto plazo.

5. Iniciar el proceso de recuperación de los bienes sustraídos.
Reafirmó el compromiso con el que la nueva administración buscará lograr el equilibrió presupuestal en los próximos dos años.

"Requerimos el apoyo y acompañamiento de los afectados en esta crisis y de los diputados que integran el Congreso del estado", complementó.

En una reunión que duró aproximadamente dos horas, el gobernador de Veracruz respondió las inquietudes de los diputados sobre el replanteamiento al Proyecto de Presupuesto 2017.