multimedios digital
3 de mayo de 2016 / 01:00 p.m.

México.- Mediante una publicación hecha por Milenio, se reveló que el bombero de Protección Civil, David Cruz Hernández, El Chino, es el mismo que realizó los trabajos de halconeo el día de las acciones contra los normalistas de Ayotzinapa el 26 de septiembre del 2014.

La captura de 'El Chino' fue pieza clave para que la Procuraduría General de la República, ubicara el basurero de Cocula, donde aparentemente fueron asesinados y calcinados los 43 estudiantes.

El bombero es conocido en Iguala como el jefe de halcones de los sicarios e informantes y mano derecha de Eduardo Joaquín Jaimes, El Chucky, encargado de desahacer lo que hacían llegar al basurero y quien aún se encuentra prófugo de la justicia.

Las investigaciones revelaron que Cruz Hernández fue también el encargado de conducir la camioneta de Protección Civil que trasladó el cuerpo de Julio César Mondragón, quien fue hallado desollado tras el ataque de policías municipales.

El Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes, descubrió que se trataba de la misma persona, luego que realizaran algunas investigaciones, pero las pruebas no fueron entregadas a la PGR.

Las indagatorias de la Procuraduría de Guerrero lograron la captura de Luis Alberto Jorge Gaspar, El Tongo; Honorio Antúnez Osorio, El Patachín; Martín Alejandro Macedo Barrera, El Becerro, y Marco Antonio Ríos Berber, El Cuasi, por delitos de índole federal, pero no se agregó al expediente la detención de 'El Chino.

El Cuasi confesó haber participado en los ataques contra los normalistas y declaró que asesinaron a 28 personas, pero las autoridades descartaron que se tratara de los estudiantes.

Ríos Berber confesó también que 'El Chino' fue contratado con un sueldo de 7 mil pesos mensuales, para que revisara los movimientos de las autoridades municipales y federales que se encontraban en Iguala.

“Fui a buscar al Chuky a su casa en la tarde y salió y me dijo en qué iba a consistir el trabajo… de halcón, que me iba a encargar de andar cuidando la ciudad del gobierno, reportarle los movimientos de los militares, Marina, federales, policía y cualquier vehículo extraño o gente, y acepté; y me dijo que lo buscara al día siguiente porque me iba a dar un celular y me presenté con él, en su casa; y como yo tenía moto me dijo que mi punto de vigilancia iba a ser del Tomatal al Centro… que le tenía que reportar al Chino (David Cruz), que era el jefe de halcones… que el teléfono (de El Chino) estaba grabado en el teléfono, que le tenía que estar reportando a Chino cada 20 minutos las novedades…”, informó El Cuasi.

En la misma declaración refiere: “El día viernes 26 de septiembre me encontraba halconeando en el centro; como a las seis de la tarde, Chino me mandó un mensaje en el que me decía que viera qué hacían los ayotzinapos, que llegaron en un autobús de Estrella de Oro y en una Urban; llegaron al centro, al palacio municipal, en donde se estaba desarrollando el informe de la esposa del presidente municipal José Luis Abarca…”.

Días después, el 5 de octubre del mismo año, El Cuasi cambió su declaración, aunque coincide en datos importantes:

“En relación a la persona que conozco y que le dicen El Chino…sé que él trabaja en la estación de bomberos que se encuentra en Iguala… y esta persona el día 26 de septiembre me habló por teléfono a mi celular… me dijo: ‘Si no vienes a la base, le voy a decir a El Chucky que mate a tu familia’, por lo que aproximadamente a las ocho de la noche yo me trasladé a la base de bomberos….al llegar ahí (El Chino) me dijo: ‘Vete a halconear al centro para ver qué hacen los ayotzinapos, ponte verga, porque de los que vienen en los autobuses vienen de los contras, Los Rojos, a pelear la plaza. Son pelones”.

Otro detenido, Carlos Pascual Cervantes Jaimes, El Pollo, dijo que El Chino se la pasaba “en la camioneta de bomberos”.

"Le dicen El Chino, que su nombre es David Hernández Cruz o David Cruz Hernández, y que es el jefe de la comunicación o conocido como Central entre todo el grupo de los Guerreros Unidos, y es el que nos manda mensajes a través de teléfonos del tipo BlackBerry.

La PGR logró ubicar a El Chino en tiempo y lugar y se descubrió que fue él quien resguardó la camioneta que supuestamente brindaba servicio para rescatar a los normalistas.

Cruz Hernández confesó que las personas levantadas y secuestradas eran llamadas paquetes por El Chucky, quien las asesinaba en el tiradero de Cocula.