18 de agosto de 2014 / 02:36 p.m.

Tamaulipas.- Los municipios de la frontera empezaron el ciclo escolar 2014-2015, con una carencia de maestros, al menos 40 para cubrir la demanda en Reynosa y Nuevo Laredo, quienes actualmente pagan a casi 200 profesores para cubrir las vacantes que se tienen.El director de Educación en Reynosa, Ernesto Yado Rodríguez, reconoció que hacen falta maestros porque ni la Federación ni el Estado están cubriendo al cien por ciento de los docentes sobre todo del nivel básico educativo.

"En este caso el municipio está aportando, si bien ya no los 110 maestros con los que se inició el ciclo escolar, hasta este momento tenemos 95 personas que están laborando en el programa de maestros municipales".Detalló que de esos 95 maestros municipales, 60 están frente a grupo y los otros 35 son administrativos, entre intendentes y maestros de cómputo."En este momento hablamos de más de 4 millones de pesos al año que el municipio destina para pagar el programa de maestros municipales y es un recursos considerable que se puede destinar hacia otros rubros son embargo la administración sigue en pie en apoyar a los maestros pero en base a ciertos ajustes para que llegue a quien de verdad está al frente de un grupo para enseñar".

Aparte de estos 60 docentes frente a grupo se requieren de otros 20 mentores, por lo que el recurso humano tendrá que redirigirse."Es muy probable que se vaya a hacer un ajuste o modificación y que el apoyo que va a dirigir el municipio a las escuelas sea meramente maestro frente a grupo, que según las solicitudes que tenemos en algunas escuelas en este momento son de 15 a 20".

El responsable de la Educación en Reynosa destacó que en los casos de maestros jubilados, de algunos con enfermedades difíciles o cuando los maestros pidieron su cambio a otro municipio, la SEP no cubre el recurso, sino que queda vacante y es ahí donde se requiere el apoyo.Además de la carencia en recurso humano también se tiene la necesidad de infraestructura, situación que se ha solicitado a la Secretaría de Educación de Tamaulipas.

"Hace falta apoyo de diversas índoles, pero sobre todo hacen falta aulas en la periferia de la ciudad hacia donde se da el crecimiento poblacional y por ende el incremento en los grupos escolares, así que de acuerdo a la información aproximadamente son entre 12 y 15 aulas en la periferia y en calidad de urgente".

Cabe mencionar que estas aulas son requeridas en escuelas de nueva creación que se ubican principalmente en colonias como Balcones de Alcalá, Rincón de la Flores, San Valentín, entre otras zonas.En Nuevo Laredo, jefe del Centro Regional de Educación, Aurelio Uvalle Gallardo, informó que se necesitan al menos 20 maestros para preescolar y primaria, mientras que para secundaria se está realizando un estudio para determinar el número de docentes que solicitarían.Dijo que ya se están realizando los estudios para saber con certeza el número de maestros que harán falta al inicio del próximo ciclo escolar.

"Estamos hablando que en educación primaria probablemente vayamos a necesitar de ocho a 10 maestros, en educación preescolar otro tanto y en educación secundaria definitivamente vamos hacer los estudios para dotar de más personal docente y estamos haciendo el estudio y vamos a trabajar durante este periodo vacacional en ese estudio".

Actualmente se cuenta con un total de 3 mil 500 maestros pagados por el gobierno del estado y que pertenecen al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), más 90 que son pagados por el gobierno municipal de Nuevo Laredo, quien apoya para que se complemente el desabasto de docentes en el nivel básico .Uvalle Gallardo, mencionó que ya se han estado llevando a cabo un examen de admisión de carácter nacional, para los aspirantes a ingresar al sistema educativo en el área de maestro y que de obtener buena puntuación se les otorgará la plaza sindical de docente.

En el tema de los menores que son repatriados y que buscan ingresar a alguna institución educativa, mencionó que no se tiene una cifra exacta de cuántos niños están en esa situación, pero que actualmente se cuenta con un programa federal de niños migrantes en conjunto con el Instituto Tamaulipeco del Migrante y la Secretaría de Educación.

El propósito, dijo, es detectar algún caso para que de inmediato se canalice y se solicite en la institución americana donde estudio, las calificaciones o documentos que acrediten el nivel de educación con la que cuenta el menor y no se pierda el año escolar.

FOTO: MilenioMILENIO DIGITAL/RICARDO HERNÁNDEZ Y VERÓNICA CRUZ