NOTIMEX
30 de agosto de 2015 / 06:29 p.m.

Reynosa.- A cinco décadas de atención, el Hospital Regional de Pemex en Ciudad Madero se ha convertido en uno de los más importantes en la región noreste del país por haber sido el primero en realizar trasplantes autólogos de células madre.

El director del hospital, Javier Nieto Villarreal, refirió que ese centro de alta especialidad desarrolló programas de atención como los trasplantes de células progenitoras hematopoyéticas o células madre.

Asimismo cuenta con el servicio de biología de la reproducción asistida y cardiología intervencionista, realizados en alianza con hospitales privados.

Nieto Villarreal indicó que dicho centro de salud de Petróleos Mexicanos (Pemex) ha sido reconocido como “Hospital Excelencia”, está certificado por el Consejo de Salubridad General y cuenta con el “Premio Nacional de Enfermería”.

Actualmente proporciona servicios de consulta externa en 47 especialidades médicas, de cirugía y odontología, además de destacar en las consideradas de tercer nivel, como cirugías, intervención cardiovascular, oncología, hematología y obesidad pediátrica.

El doctor Nieto Villarreal recordó que en 2012, personal de este hospital realizó tres trasplantes de células madre hematopoyéticas, para el tratamiento en pacientes adultos con diversos tipos de cáncer de la sangre, como leucemia, linfoma o mieloma múltiple.

Sobre el particular destacó que este centro de salud se encarga de detectar o recibir de sus unidades médicas un promedio de 20 pacientes al año que enfrentan padecimientos homológicos.

Nieto Villarreal precisó que se atiende a una población de 12 mil trabajadores activos y 10 mil jubilados, con un total de más de 80 mil derechohabientes.

Además ofrece 280 mil consultas al año, se encarga de un promedio de 500 partos anuales, cuatro mil cirugías y más de 600 mil estudios de laboratorio, con lo que cubre las necesidades de la población petrolera en el sur de Tamaulipas.

El Hospital Regional de Ciudad Madero, refirió el doctor Nieto Villarreal, fue inaugurado el 19 de agosto de 1965, con el propósito de ofrecer servicios de consulta externa, urgencias, hospitalización y servicios auxiliares a los trabajadores de Pemex.

En 1978 se abrió un edificio exclusivo para la consulta externa y se incrementó el número de camas, quirófanos y laboratorios; en 1988 se llevó a cabo la segunda ampliación en el área de hospitalización de la unidad médica y desde 1999 proporciona atención médica y servicios de tercer nivel.