12 de febrero de 2015 / 08:39 p.m.

Bruselas.- El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, pidió hoy aquí "extrema cautela" con respecto al nuevo pacto de alto al fuego firmado por Ucrania y Moscú esta madrugada en Minsk.

"El acuerdo es bienvenido y ofrece esperanza. Esperanza está bien, es incluso esencial, pero no basta. La verdadera prueba es el respeto del alto al fuego sobre el terreno", dijo antes de presidir una reunión entre los líderes de la Unión Europea (UE) que estará dominada por el tema.

"Mi sentimiento es que debemos permanecer extremamente cautelosos", afirmó Tusk, recordando que el primer pacto firmado en Minsk por Kiev y Moscú "no fue respetado".

En la misma línea se expresó la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, quien aseguró que la UE "vigilará la implementación de todos los puntos incluidos" en el nuevo acuerdo.

"Sabemos por experiencia que la firma de acuerdos es muy importante, pero su implementación es aún más importante para las personas sobre el terreno, y estamos trabajando en ello de manera concreta", aseguró.

La diplomática dijo que, durante la cita de este día, presentará a los gobernantes de 'Los Veintiocho' algunas medidas "prácticas" que podrían ser puestas en marcha por la UE para vigilar y aplicar el acuerdo de Minsk.

Por otra parte, la Alta Representante descartó que 'los Veintiocho' aborden hoy nuevas sanciones contra Rusia por su presunta colaboración con los separatistas ucranianos.

"Ya hemos decidido sobre algunas (nuevas sanciones) en los últimos días. Creo que ahora debemos estudiar la manera positiva con la que la UE puede contribuir para que ese primer paso dado hoy sea sólo el primero de muchos otros que se darán con la implementación del acuerdo", sostuvo.

Tusk resaltó que la "agresión de Rusia" y el conflicto en el este de Ucrania "son una clara amenaza a la paz en Europa".

"No es sólo cuestión de nuestra solidaridad con las víctimas sino, a largo plazo, también cuestión de todo el orden geopolítico en Europa tras 1989. De hecho, todo en ese caso tiene que ver con la seguridad europea", afirmó.

FOTO: AP

NOTIMEX