AP
27 de mayo de 2016 / 04:48 p.m.

Washington.- Evaluadores expertos de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos hallaron nuevas fallas en un estudio reciente de la propia agencia que vinculó la fuerte radiación de los teléfonos celulares con un leve incremento en los tumores cerebrales en ratas de sexo masculino.

El estudio bombardeó a ratas con radiación celular desde que estaban en el vientre y hasta sus primeros dos años de vida y encontraron tumores en 2 o 3% de las ratas del sexo masculino, lo que los autores del estudio definieron como bajo. Las hembras no resultaron afectadas y, extrañamente, las ratas que no fueron expuestas a la radiación de teléfonos celulares murieron en una tasa mayor a los animales que sí estuvieron expuestos.

Otro factor extraño fue que las ratas en el grupo que no resultaron expuestas no contrajeron lo que sería un número normal de tumores cerebrales de acuerdo con dicha población.

"Soy incapaz de aceptar las conclusiones de los autores", afirmó el examinador externo, el doctor Michael Lauer, subdirector de la oficina de investigación extramuros de los Institutos Nacionales de Salud (NIH por sus iniciales en inglés). "Sospecho que este experimento no está sustentado de manera importante y que los pocos resultados positivos encontrados reflejan el hallazgo de falsos positivos".

El hecho de que las ratas expuestas a la radiación sobrevivieron más tiempo de las que no "me hace aún más escéptico a las aseveraciones de los autores", escribió Lauer.

El estudio también reveló un pequeño incremento en un raro tipo de tumor cardíaco en las ratas macho que fueron expuestas a la radiación.

"Dado el extenso uso global de las comunicaciones móviles entre usuarios de todas las edades, incluso el más leve incremento en la incidencia de enfermedades que resulte de la exposición a (la radiación de teléfonos celulares) podría tener una gran implicación en la salud pública", afirmó el estudio.

El Instituto Nacional de Ciencias de Salud Ambiental, uno de los institutos del NIH, publicó los resultados preliminares del estudio y de manera parcial. Se darán a conocer más resultados de la evaluación en reportes próximos.

Otros cuatro evaluadores del estudio, tres de ellos pertenecientes a los NIH, también presentaron sus dudas respecto a la manera en que se condujo el estudio y sus conclusiones.