15 de junio de 2014 / 04:04 p.m.

México.- Si te pesa en la conciencia haberte levantado tarde este fin de semana, no te sientas culpable, al contrario, felícitate porque has empezado a adelgazar.

Además de que, gracias a esas horitas extra de sueño, uno se siente más relajado y con la sensación de haber "cargado las pilas" para la larga semana que queda por delante, dormir más -aunque sólo sea una hora y media más- ayuda a adelgazar. 

Investigadores de la Universidad de Chicago han descubierto que unas horas de sueño extra son la clave para vencer los ataques de hambre y los atracones de comida grasienta e hipercalórica.

El estudio, realizado en diez adultos con sobrepeso entre 21 y 40 años, revela que aquellos que se fueron a la cama antes o se levantaron más tarde experimentaron una perdida del apetito del 14% y del 62% de las ganas de picotear alimentos poco sanos.

Estudios anteriores ya habían desvelado que dormir poco engorda, en parte porque interrumpe el equilibrio hormonal que mantiene el apetito a raya. Pero los científicos de la Universidad de Chicago investigaron si un simple cambio en los patrones de sueño podían cambiar los malos hábitos alimentarios

AGENCIAS

FOTO: AGENCIAS