MILENIO DIGITAL
30 de julio de 2017 / 10:27 a.m.

El 30 de julio de cada año se celebra el Día Mundial contra la Trata. Esta fecha, adoptada por la ONU, busca visibilizar estre grave problema mundial. Aquí te compartimos la historia de esta conmemoración.

La trata de personas es un fenómeno delictivo a nivel mundial que afecta a niños, mujeres y hombres, y no muestra indiferencia sobre la edad, raza, origen o nivel socioeconómico. La trata tiene distintos propósitos, entre ellos: la explotación sexual, la venta de órganos y la esclavitud.

Esta conmemoración trata de sensibilizar y crear conciencia sobre un problema social que se vive hasta el día de hoy alrededor del mundo, y así influir sobre los gobiernos a implementar medidas que ayuden a combatir este delito.

Según la ONU (Organización de las Naciones Unidas) 2aproximadamente un 30 por ciento de las víctimas de la trata son niños, y un 70 por ciento son mujeres y niñas2. Estos son los datos publicados en el Informe Mundial sobre la Trata de Personas elaborado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito.

El 18 de diciembre del 2013, la Asamblea General de la ONU, sostuvo una reunión en la cual evaluaron un Plan de Acción Mundial, donde los países participantes adoptaron la resolución A/RES/68/192 designando el 30 de julio como el “Día Mundial contra la trata”, en dicha resolución se señala que los países se comprometen a combatir y ponerle fin a esta anomalía, así como proteger los derechos de las personas que son afectadas por esta amenaza contra la libertad y dignidad humana.

Estos actos de responsabilidad humana dieron lugar al establecimiento de un Fondo Voluntario Fiduciario, el cual facilita la asistencia y la protección efectivas y directas a las víctimas de la trata mediante las subvenciones a organizaciones no gubernamentales especializadas.

En septiembre del 2015 los países participantes, aprobaron la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, (un plan de acción a favor de las personas, el planeta y la prosperidad, que también tiene la intención de fortalecer la paz universal y el acceso a la justicia), determinando que se tomarían actos pertinentes para cumplir con los objetivos contra la lucha de la trata, además de retomar temas generales como la violencia contra las mujeres y niños.


pjt