MILENIO DIGITAL
9 de julio de 2017 / 01:11 p.m.

CIUDAD DE MÉXICO.- La Secretaría de Seguridad Pública de Tijuana abrió una investigación contra dos elementos de la policía, luego de que en un video se ve a una agente pidiendo una 'mordida' a dos ciudadanos canadienses para dejarlos ir.

La mujer fue exhibida cuando le pide 300 dólares a uno de los jóvenes, ya que supuestamente transportaban "coca" en la camioneta en la que entraron a México.

En el video se observa a los oficiales en el momento en el que detienen a los jóvenes y le piden al conductor su licencia o su ID, pero uno de los canadienses confiesa tener un cargamento de "coca" en la cajuela de la camioneta.

El conductor es llevado a una oficina de la policía municipal y una mujer, al parecer policía, le pide 300 dólares para devolverle su licencia, ya que sin ella no puede cruzar a Estados Unidos.

Los hechos fueron difundidos a través de un video publicado por Forgeard y Sebastiani en su canal de YouTube "Nek", popular por compartir grabaciones de bromas a policías.

Los jóvenes cruzaron de San Diego a Tijuana sólo para grabar una de sus bromas más populares conocida como "coke prank", la cual consiste en hacerle creer a los policías que transportan droga, pero en realidad se trata de latas de refresco.

Marco Antonio Sotomayor Amezcua, titular de la Secretaría de Seguridad Pública de Tijuana, dijo que no serán tolerados actos irregulares realizados por agentes municipales.

Durante los seis meses de la actual administración, han sido removidos 38 oficiales por distintas circunstancias, la mayoría por no acreditar los requisitos de permanencia, como los exámenes de control y confianza.


pjt