17 de marzo de 2014 / 05:02 p.m.

Polonia.- Sin lugar a dudas la violencia doméstica causa más daño físico a las mujeres, por lo tanto es algo que no debe aceptarse. Debbie Chwedczuk de 32 años, vivió una terrible pesadilla ya que su esposo la pateó y la mordió, arrancándole un pedazo de oreja.

Nacido en Polonia Chwedczuk lanzó puñetazos, patadas en la espalda de su esposa, y entonces le arranco un pedazo de su oreja.

Debbie sufrió violencia intrafamiliar durante tres años de abuso, pero luego de que su esposo le mordiera la oreja se armó de valor para ir a la policía y denunciar a su pareja.

Debbie tuvo que someterse a una cirugía plástica para reparar el daño que causó.

AGENCIAS