26 de noviembre de 2014 / 08:10 p.m.

Monterrey.- Una perrita rusa de nombre Masha lleva dos años visitando el hospital donde falleció su amo en la ciudad de Novosibirsk.

El diario The Siberian Times, relata que Masha se ha convertido en un personaje muy conocido y querido en el Hospital Número Uno de Novosibirk, donde los pacientes y trabajadores le han acondicionado una cama y la proveen de comida, mientras espera en vano la llegada de su amo.

El personal del hospital ha pedido que la mascota sea ofrecida en adopción para que encuentre un nuevo hogar.

"Usted ve sus ojos, lo triste que son, no son los ojos brillantes habituales de cuando un perro es feliz. Esto se puede ver en los animales de la misma forma que con la gente. Estamos esperando que Masha pueda encontrar otro propietario", dijo el jefe médico del hospital a una televisora rusa.

Masha, acude todos los días hasta la recepción en el hospital a donde un día llegó  con su amo, un hombre jubilado de la aldea de Dvurechie, quien se había enfermado acudió al médico con su mascota.

Mientras él permanecía en la sala, Masha era su único visitante, que durante días regresó a su casa por las noches para cuidarla y de nuevo  en las mañanas acude al hospital.

Una enfermera comentó que incluso una familia trató de adoptarla, pero Masha se escapó y regresó al hospital.

FOTO: The Siberian Times

TELEDIARIO DIGITAL