12 de febrero de 2014 / 10:36 p.m.

Tokio.- Los hoteles por horas para parejas fieles o infieles son un invento japonés (1603-1867) que se fueron reconvirtiendo y adaptando a los gustos de cada época.

Sus nombres suenan raro -Hotel Juke Box, Rose Lips, Stylish- y sus aspectos son cada vez más delirantes, en busca de una identidad para sobrevivir primero ante la censura y ahora en la selva de internet.

Un lunes a la hora del almuerzo, sólo dos de las 34 habitaciones del Two-Way, un "Love Hotel" del animado barrio tokiota de Shibuya, permanecen vacías.

"A esta hora, están ocupadas sobre todo por parejas adúlteras. Por la noche, son más bien parejas de jóvenes", admite el gerente, Masakatsu Tsunoda, en el sector desde hace 15 años.

Las visitas aumentan el Día de los Enamorados. Los huéspedes son de todas las edades. Y las prestaciones claras: habitaciones con camas y bañeras sobredimensionadas, por 40 a 70 dólares (30 a 50 euros) por unas horas o por 100 dólares la noche completa, con opción de cena o desayuno.

Pero las parejas que vienen aquí no sólo lo hacen por falta de otro lugar. También hay parejas casadas, que encuentran el lugar estimulante.

"La gente no viene sólo por una cuestión práctica, como los que no están casados o los que no viven juntos. Hay esposos que vienen porque cambiar de ámbito acentúa el erotismo", certifica un cliente ocasional. El anonimato y la discreción son las normas en esta sociedad tradicional, aunque "los jóvenes, incluso las mujeres, ya no tienen vergüenza de venir", agregó.

Un panel luminoso a la entrada muestra las habitaciones con sus instalaciones, para que las parejas pueden elegir.

Agencias